Fanfic Colectivo- Herencia de Duelo

Extensión
Extension largaColectivo
AdvertenciaOG
#1
Herencia de Duelo

Mostrar The Pancake and the Evil
No, no voy a abandonar Osci. Me he peleado conmigo mismo (y con otros) demasiado con ese fanfic, y por encima de todo, me gusta demasiado para tirarlo a la basura. Pero el próximo capítulo será largo y me va a tomar el resto del mes terminarlo... a principios de mes, y prometo que será espectacular. Así trabajo yo, qué se le va a hacer.

¿Saben? Todo el que me conoce un poco dice que soy un ególatra de mierda, y poco puedo hacer sino darles la razón; para retomar un poco las ganas de escribir me puse a leer mis propias historias y me topé con ésta. El papá de Osci, lo que Kiwi escribía antes de aprender todo lo que aprendió con ustedes... y creo que vale la pena darle otra oportunidad. Realmente no tengo esperanzas de que nadie lo lea. Este no es un fic de la serie de Yugi, es un fic sobre las cartas y habrá mucho de cartas y duelos, de modo que no pretendo obligar a nadie a seguirme por este viaje lleno de efectos y mecánicas que no les interesan. Es una deuda conmigo mismo, por decirlo así. Quiero comprobar qué tanto he avanzado en estos tres años. O dicho de forma menos pretenciosa: me pintó escribirlo y ya. Si has leído hasta este punto, ya estás sobre aviso.

Btw, tengo que escribir algo en primera persona pronto, así que también voy a usar esto de práctica... pero a mi manera.

Mostrar Fichas de personaje
Pendiente



Los humanos son criaturas extrañas, y nuestra relación con ellos lo es aún más. En el pasado, se referían a nosotros como dioses o demonios; y nos veneraban o temían como tales. Aun así, no tenían problema en utilizarnos para sus propios fines cuando tenían oportunidad. Sellaban nuestros poderes en muros de roca y nos invocaban a voluntad como sus armas para matarse unos a otros. Al día de hoy no entiendo por qué, ya esclavizados, no se les ocurrió usarnos para fines más prácticos; como construir sus casas o proveer recursos. Tal vez fue esa mentalidad la que trajo el exterminio de los invocadores y las artes para llamarnos. No sentí ira o tristeza en aquel entonces, solo un poco de decepción. Cuando llegó la hora de dormir, mi último pensamiento es que nuestro paso por este mundo había sido un desperdicio de oportunidades.

Han pasado tres mil años desde entonces, y al abrir los ojos de nuevo me encontré con un panorama diferente. Ahora los humanos nos usan para divertirse; para enfrentarse unos a otros con tablas de cartón. Nos adoran de una forma distinta, y han aprendido a usarnos para construir en su nueva civilización.

Y heme aquí: siguiendo los pasos de uno de estos humanos desde hace cinco años; a veces en su muñeca y a veces en su bolsillo. A veces frente a él, combatiendo en su nombre, y a veces cuidando su espalda sin que fuera consciente de ello. Ha sido un viaje breve, pero digno de contarse. Una aventura que quiero compartir con ustedes.
[Imagen: lJSXFvs.jpg]
 0  0  0  0  0  0  1  0  1  0  1  0  0
Responder
#2

Dex #001 - El Testigo Solitario


Empezó como un juego de niños. Algo que los humanos jugaban para pasar el tiempo; uno entre tantos de su tipo. Nos despertaron de nuestro sueño para traernos a pedazos de cartón, sin siquiera darse cuenta de que estábamos aquí; de que también podíamos influenciarlos. No saben que es gracias a nosotros que su "juego" se ha vuelto tan popular, que su juego haya tomado un lugar importante en su cultura. Primero vinieron los torneos, luego las transmisiones en los medios, después las escuelas y de algún modo llegamos a esto: una ciudad en la que la principal actividad económica es el Duelo de Monstruos. Hace que me pregunte qué se les ocurrirá mañana.

Desde hace tiempo sigo los pasos de uno de estos humanos. Para él soy una "carta" en su "deck", junto con otras tantas que usa todos los días; y sin nada mejor que hacer, me dedico a observar lo que le rodea, aprender de su cultura y ese juego que nos conecta. Pasamos tanto tiempo juntos que a veces me olvido de dónde empieza él y dónde termino yo.

Se llama Hana. No es un nombre muy amenazante, y él tampoco lo es. Tiene quince años, edad en la que los humanos siguen a mitad de su desarrollo. Un poco delgado y moreno de piel. Desde hace medio año se tiñe el cabello de rubio y usa su uniforme negro con la chaqueta abierta para lucir más intimidante, pero sus ojos serenos y sus modales suaves delatan su verdadera naturaleza, y por más que intente forzar una mueca de dureza, las más de las veces sus labios lo traicionan para esbozar una sonrisa.

Y este sitio en el que vivimos es conocido como Coronet, o la ciudad de los duelos. Estoy seguro de que su nombre oficial es más largo, pero Hana y los demás la llaman simplemente así. Como he dicho antes, la vida circula alrededor del Duelo de Monstruos. Hay al menos tres estadios distintos, y en cada uno de ellos se celebran eventos todas las semanas que atraen a duelistas de todo el mundo; por lo que el turismo juega un papel importante en la economía. Hay varias escuelas que toman el juego como una disciplina seria y preparan a sus alumnos para volverse "pros". En todas partes hay anuncios hologramas, como en las paredes de los edificios y las plazas frecuentadas por duelistas, y ya sean noticias, entrevistas o transmisiones de duelos. Y hablando de ellos, no es raro caminar por la calle y encontrarse al menos a tres parejas distintas compitiendo entre sí, cada una con una modesta audiencia. Al principio me sentí tan abrumado como el humano al que sigo, pero ahora estamos adaptados a cualquier cosa que este sitio pueda ofrecernos.

Hace unas horas conocimos a una turista perdida, es decir; una persona que sólo está de paso por la ciudad. De su misma estatura, pero con piel clara, y su cabello rubio era un poco más pálido, además de llegar hasta su cintura. Al igual que Hana, vestía de color negro, pero en su caso se trataba de una gabardina con detalles en rojo, así como zapatos, una blusa y una falda del mismo color. Con el paso del tiempo he aprendido que la vestimenta de una persona refleja hasta cierto punto su personalidad, especialmente en esta ciudad, donde todos tratan de ser tan llamativos como sea posible. Me he vuelto bueno en esto. Puedo decir, sin temor a equivocarme, que me basta con un vistazo a lo que lleva alguien encima para conocer sus intenciones.

Pero me dejo llevar por detalles que no aportan lo que quiero decir, y lo que quiero decir es que esa chica parecía inofensiva. Su aspecto siniestro era superficial, el de alguien que viste así solo porque le gusta. No había un ápice de maldad en aquella figura oscura, cuya inocencia brillaba en su sonrisa y esos grandes ojos dorados.


—Déjame ver si entendí —decía—. Hay CUATRO academias de Duelo de Monstruos en esta ciudad. ¿Y cada una se dedica a enseñar un solo tipo de invocación?

—Así es. Exploramos los fundamentos del juego a profundidad para comprender sus mecánicas a la perfección. Toma años de práctica y estudio el dominar cada estilo de duelo. Por ejemplo, mi escuela se llama Saffron, y estudiamos Fusión.


Una sonrisa se insinuaba en sus labios. Para Hana, formar parte de una de las cuatro escuelas era un orgullo en sí mismo, pero esa chica no lucía impresionada. Tomó un mazo de cartas de su chaqueta y empezó a buscar entre ellas hasta reunir cuatro.

—Dos monstruos y una Poly —dijo con tres cartas en su mano izquierda— para invocar uno morado del Extra Deck —agitó la carta en su mano derecha—. Y sin ir a la escuela.

—No es tan sencillo —se defendió. Aún si sabía que realmente era tan sencillo—. Hay muchas formas de hacer fusión. Muchos factores a tener en cuenta y todo eso...

—Está bien, te creo. Después de todo, si les dejan usar "eso" es que no lo hacen mal.

Apuntó con su mano hacia "eso", y una sonrisa de orgullo surcó el rostro de Hana. Se trataba de un estadio colosal situado en el centro de la ciudad. Los materiales y la forma de la fachada le daban la apariencia de una enorme corona de cristal, como un diamante que reflejaba la luz del sol cual si fuera propia.

—El Duel Heritage. El principal estadio de Coronet, y sede del campeonato mundial de Duelo de Monstruos el año pasado. Sus instalaciones son de primera clase, y su equipamiento de última tecnología —declaró de memoria—. Riding Duels, Action Duels, Duel Coaster, Battle Royals. Puede llevar a cabo todas y cada una de ellas. Todas las semanas se llevan a cabo eventos del circuito profesional.

—Escuché que los estudiantes pueden usarlo.

—Es un proceso largo y complicado. Solo los mejores entre las cuatro academias pueden tomar parte de los duelos de apertura. Ya sabes, antes de pasar a los eventos grandes. Da una oportunidad a las escuelas de lucirse frente a los cazatalentos, y a los estudiantes de empezar a hacerse un nombre con el público.


Una sonrisa surcó los labios de aquella chica —Así que si quiero enfrentar a los más fuertes de todos, debo conseguir un lugar en el Duel Heritage.

—No será sencillo, pero puedes lograrlo si te lo propones. Lo primero que tendrías que hacer es inscribirte en alguna de las academias. —La miró de arriba hacia abajo con ojo crítico. Hana nunca ha sido observador, seguramente no se había dado cuenta de que hablaba con una chica de su edad hasta ese momento. —¿Has tenido algo de formación? ¿Conoces algún estilo de invocación?

—Solo lo básico. Lo que aprendí viendo repeticiones.

—No importa. Los exámenes de ingreso serán pronto, y podrás aplicar a cualquiera de las cuatro. Cuando llegué aquí estaba muy nervioso, todo parecía tan intimidante... pero tuve suerte. Conocí a mis amigos, y ellos me enseñaron a jugar de forma avanzada. Son los mejores que he conocido.

—Así que son más fuertes que tú.

—Mucho más. Si quieres podemos conocerlos. Digo, si tienes tiempo.


La chica volvió a sonreír, esta vez con incomodidad.

—Voy a pasar. Además, ya la encontré.

Señaló hacia el otro lado de la calle, donde había estacionada una D-Wheel de color blanco, el vehículo de dos ruedas que puede usarse para tener duelos.

—Gracias por ayudarme a buscarla, y por la conversación. —Se puso el casco de color blanco antes de subir y alzó la mano en señal de despedida— Nos vemos, Señor Estudiante. Voy a seguir tu consejo.

—¿En serio?

—Sí, voy a inscribirme a una escuela y ver qué tan lejos puedo llegar. Con algo de suerte, nos veremos en el Duel Heritage algún día
.

Y sin más, partió. Hana agitó su propio brazo, contento de haber sido de ayuda. Estoy seguro de que no se dió cuenta de que ella nunca le dijo su nombre.




 





—Usas demasiados monstruos, tenemos que sacar al menos a dos y reemplazarlos con "staples"

—De acuerdo
—dijo Hana.


—Y esta carta trampa. Es demasiado situacional. Otra copia de la lanza te vendría mejor.

—Solo tengo una.

—Entonces prueba con esta.

—Bien.

—Llevamos 38 cartas hasta ahora, queda espacio para otras dos.

—Bien. Otra Poly, y quizás... Oh, Avarice.

—¡Bien! ¡Tu deck está completo!


El Duelo de Monstruos no es mi fuerte. Debe sonar absurdo, tomando en cuenta que los humanos nos usan específicamente para combatir, pero sus reglas no me despiertan tanto interés, ni la forma obsesiva en la que construyen sus "decks". En los viejos tiempos era más simple, cuando los humanos se limitaban a darnos su energía vital y nosotros destruíamos cosas con fuego. Ahora... aunque puedo entender la acción que se lleva a cabo en un duelo, esto no es lo mío. Y siento decir que la conversación de arriba tiene tan poco sentido para ustedes como para mí. Así que, en lugar de reflexionar sobre los intrincados secretos de su juego, prefiero centrarme en describir las cosas como las vi.

La conversación tuvo lugar en la "Base", es decir, el sitio que Hana y sus amigos usaban para reunirse. Hay grandes cajas de madera pegadas a los muros y una tienda de campaña en una de las esquinas del lugar. En el centro de la estancia había tres sillones que trajeron hace un par de meses, dispuestos como una U alrededor de una mesa de cristal, con las cartas de Hana perfectamente alineadas en su superficie.

Cuatro personas sentadas en los sillones. Una de ellas era Hana, como podrán adivinar. Otra era una chica un poco mayor que él. Asistía a la academia de Castelia, y siempre portaba su uniforme con total rectitud: una camisa blanca con una corbata de moño, chaqueta roja, falda gris y zapatos lustrosos. Una persona que cuidaba de su apariencia y trataba con diligencia todos los aspectos de su vida, siendo su único gesto de rebeldía las puntas rubias en su cabello castaño. Su nombre es Mio, y era con quien sostenía la conversación, así como quien había ayudado a organizar sus cartas desde el principio.


—Creo que ya está listo, pero siento que tal vez algo falta... ¿No puedo conservar esa trampa?

—Noup
—añadió alguien más—. Tu deck ya tiene bastantes problemas de consistencia. Meter cartas situacionales solo va a volverlo más fácil de brickear.

Se trataba de Azai, el mayor de los tres. Aparentemente es un estudiante, pero nunca lo he visto portar un uniforme o asistir a su escuela, el Instituto Lumiose. Su cabello también es castaño, pero más largo que el de Mio, atado en una coleta, y sus ojos, en lugar de serios y cafés, son azules y sosegados. Suele vestir una variedad de jeans desgastados y zapatos deportivos y camisetas de bandas bajo esa camisa púrpura que no se quita nunca. En el tiempo que Hana y los otros se conocen, nunca lo he visto tener un duelo ni de práctica, y suele limitarse a dar consejos cuando Hana y Mio practican.

—Más importante que todo eso, ¿de verdad conociste a una chica linda de camino hacia acá, la ayudaste a encontrar su D-Wheel y la convenciste de unirse a una de las escuelas?

—Si lo dices así, hasta a mí me suena falso
—se defendió.

—No es que no confíe en ti. Es que no creo una palabra de lo que dices. ¿Tratas de causar celos o algo?

—Déjalo en paz, Azai.


La cuarta persona en la habitación. Su nombre es Drace. Una mujer en sus veinte o más, que pasaba la mayor parte del día ahí. No es una estudiante o siquiera una duelista, y su entendimiento de este juego es similar al mío. Enemiga de los zapatos, amiga de ese suéter y jeans grises, enamorada del sombrero de lana con el que trataba de contener su largo cabello negro. A veces, cuando nadie pone atención, su mirada vaga por el vacío, como la de un animal en reposo. El resto del tiempo era amigable y cordial, si bien un poco lenta con las conversaciones.

—Incluso la invité a venir hacia acá, pero estaba ocupada.

—Claro que sí, hombre. ¿Qué clase de chica seguiría a un desconocido en una ciudad que no conoce, a un sitio sospechoso en medio de la noche? Ni siquiera las imaginarias son tan descuidadas.


Hana se pasó una mano por la cara. Al pobre ni siquiera se le ocurrió, pero su amigo tenía la mente en algo más.

—Una D-Wheel blanca —repitió el chico—. Una chica vestida de negro. ¿De verdad no lo estás inventando?

—Qué pesado, te digo que no.

—Es que me suena a algo que escuché hace poco en la escuela.

—Tú no vas a la escuela
—intervino Mio.

—¿Tú no has oído los rumores? Sobre Break Carrier.

—Oh.


En esta ciudad existe una tradición, y es que los duelistas más fuertes por lo general ganan un segundo nombre con palabras en otro idioma. De entre ellos, solo Mio posee uno. Está lejos de ser lo más absurdo que hacen después de todo.

Pero con decir ese nombre, el ambiente se hizo más pesado.


—Break Carrier. Nadie sabe su nombre, o ha visto su cara, o sabe qué quería decir el que le puso el apodo. Pero eso no es importante. Break Carrier es un duelista poderosísimo. Se dice que ha vencido a más de cien estudiantes entre las cuatro academias desde que apareció hace un mes. Y los que lo han visto coinciden con la descripción: un extraño vestido de negro que nunca se baja de su D-Wheel, con un casco blanco que parece una calavera, como si la misma parca saliera del infierno a tomar sus almas.

—¿Y por qué no le llaman "La Parca"?
—inquirió Hana—. En lugar de... lo que sea que signifique eso.

—Yo que sé. Ese es el rumor. Y acabas de describir a alguien exactamente igual.


Era absurdo. Yo vi a la misma niña, y parecía inofensiva. No sentí la menor pizca de agresividad o malicia en su persona.

—Espera —siguió Hana—, todos nuestros duelos se registran y se suben a la red para establecer nuestro lugar en el ranking global. Si alguien así está atacando estudiantes, debería quedar un registro en el Disco de Duelo, con su nombre, escuela y todo.

—Ese es el problema: queda un registro del duelo, pero tanto sus datos como la repetición están bloqueados. Lo único en lo que todos concuerdan es en que Break Carrier utiliza un siniestro dragón negro.

—Claro. Un dragón misterioso con poderes mágicos de hacker.

—No es gracioso, chicos.
—Mio intervino cortando las risas. En su cara había verdadera preocupación—. Break Carrier es real, ha atacado a varios en mi escuela. Sus víctimas... han sido heridas. Un par de ellos acabaron hospitalizados.

—Espera. ¿De verdad crees en poderes mágicos?

—¡No, idiota! Pero podría ser otra cosa. Ya sabes, Discos de Duelo capaces de hacer daño con Real Solid Vision.

—Hace algunos años escuché de eso
—asintió Azai un poco más serio—. Acerca de que el ejército estaba trabajando en la RSV. Pero se dieron cuenta de que un idiota parado con un montón de cartas en las manos era un blanco fácil.

—¿Y qué tal si Break Carrier puso sus manos en un prototipo militar o algo?
—insistió Mio— ¿Y si su Disco de Duelo está modificado para no dejar registros?

—Me gusta más la teoría del dragón mágico.

—Bueno, basta.
—Hana se puso de pie con las manos en gesto de paz—. Tenemos que prepararnos para mañana.

Sus amigos compartieron una sonrisa. Mañana Hana tendrá su primer encuentro en el Duel Heritage. Es excepcional que un estudiante de primero se haga un lugar entre los participantes, pero el mío no es un duelista de segunda, aún si Hana se niega a creerlo. Tiene potencial para este juego, y con mentores como Azai y Mio, va a llegar realmente lejos.

—Tu duelo será el tercero de la noche —dijo Azai, mientras se ponía de pie para servir bebidas—. Eres el segundo en la historia de Saffron que logra debutar en su primer año, y el primero en lograrlo antes de conseguir su propio mote.

—Mi duelo es el primero
—dijo Mio, revisando en su teléfono—. Contra "Boltbeam" de Lumiose.

—La conozco
—dijo Azai—. Fuerte, lista. Pero tú lo eres más. Tal vez.

—Gracias...?

—No por mucho, va a darte problemas si te descuidas, pero nunca te descuidas. Depende demasiado de su monstruo As, así que si puedes neutralizarlo, tienes el duelo en la bolsa.

—Mi oponente no aparece en las listas.
—Hana revisó en su propio teléfono.

—Es normal —añadió Azai—, Wyndon suele demorar en elegir a sus representantes. De todos modos, no te preocupes. Mio y tú están listos. Sé que vencerán a cualquiera que tengan enfrente.

Cuando Hana recogió sus propias cartas, pasaron a preparar el deck de Mio, y Azai junto con Drace a comprar algo de cenar. Era el momento que estaba esperando, lo que llevaba planeando desde que se enteró que pelearían el mismo día, pero no se atrevía a decirlo.

Respiró profundamente y tomó una carta con los dedos temblorosos.


—¡Deberíamos intercambiar!

—¿Qué?

—Ya sabes, te doy una carta de mi deck y tú me das una del tuyo. Para la suerte. Así, cuando luchemos...


"Llevarás una parte de mí, y yo llevaré una de ti". Es lo que quería decir, pero las palabras murieron en su garganta. Hace unos meses vimos una película en la que el protagonista decía eso mismo a la chica de sus sueños, y al final se besaban. En todo mi tiempo como carta, nunca he sentido tantos deseos de hablar y decirle que no lo hiciera, que era estúpido. Y ahora estaba ahí, mudo, con el brazo extendido e incapaz de mirarla a los ojos. Luego de verlo practicar tantas veces, es un poco decepcionante que no se atreva a decirlo.

Mientras que Mio miraba la carta que él le ofrecía sin disimular su confusión.


—No encaja en mi deck.

—¿Qué?

—Tu monstruo, ni siquiera puedo usarlo. Y mis cartas se centran en la invocación Xyz. Si la robas en tu duelo, brickeas.


Hana se hizo más y más pequeño.

—No, no quería decir que la pongas en tu deck. Solo llevarla como, no sé, un amuleto o algo así. Mejor olvídalo.

—No, está bien
—sujetó su mano antes de que retirara la carta, y tomó una de su propio deck.

—Buena suerte.




 





Aquel debió ser un día memorable. El primer paso en su carrera para volverse profesional. Y sin embargo, su mente era un cúmulo de pensamientos sombríos. Sus manos, como bestias, se atacaban la una a la otra tratando de apagar la ansiedad.

Hana y Drace se encontraban en lados opuestos de una mesa blanca, en la sala de reposo, esperando a que los parlantes lo llamaran a la arena.


—¿Crees que le haya pasado algo?

—No contesta el teléfono
—respondió Hana—. Azai llamó a su madre hace dos horas y le dijo que no ha podido contactarla desde ayer.

—Mio no se perdería tu debut aquí.

—Ni su segundo duelo en el Duel Heritage. Ni siquiera falta a clases.

—¿Crees que le haya pasado algo?


Hana guardó silencio. La única explicación posible era que le hubiera pasado algo, pero no se atrevía a pensar más allá. No dejaba que su mente siguiera ese curso.

—Perdió su duelo de hoy —insistió Drace, golpeando la mesa con sus dedos—. Su rival parecía molesta cuando se fue.

La puerta se abrió suavemente, dando paso a Azai. El chico llevaba los últimos diez minutos al otro lado del pasillo tras colgar el teléfono tratando de calmarse, cosa que no había logrado del todo.

—Mio está bien, acabo de hablar con su madre.

—¿En serio?
—preguntó Hana, notando de inmediato su nerviosismo—. ¿Qué pasó?

—Hubo un accidente ayer de camino a su dormitorio, al parecer un choque o algo así. La llevaron a un hospital, pero no sabían a quién contactar. Recobró la conciencia hace una hora y pudieron informar a su familia.

—¿Donde está ese hospital? Vamos a verla...


Azai lo sujetó del brazo antes de que pudiera cruzar la puerta.

—¿A dónde vas, Hana? Tu duelo está a punto de empezar.

—¿Cómo puedes pensar en eso ahora?


Azai puso las manos en sus hombros y trató de aparentar una sonrisa

—Te entiendo. También me preocupa, tanto como a ti. Pero está en un hospital, ¿Entiendes? Ya está consciente, y está a cuidado de personal capacitado. No hay nada que puedas hacer, no vas a ayudar en nada aunque vayas.

—¿Te estás oyendo? ¿Acaso no te...?

—Los accidentes pasan. Todo esto fue solo un accidente desafortunado. Pero ella está bien ahora, ¿vale? Y lo que tú tienes que hacer es ir y ganar tu duelo. Ve y acaba con tu oponente, y después iremos a presumirle a Mio, ¿está bien?


Hana se apoyó contra el pecho de su amigo, y por un largo momento, ninguno de los dos dijo nada. No hacía falta. Todos pensábamos lo mismo.

—Fue un accidente, ¿verdad?

—Pero claro. ¿Qué otra cosa podría ser?



 






Hubiera querido que las cosas fueran diferentes. Que Hana hubiera podido disfrutar de lo que le rodeaba. El clamor del público, los juegos de luces, el subir las escaleras con las que tanto ha soñado subir; la emoción que debía sentir esa noche, fruto de sus esfuerzos. Pero su mente era dominada por el miedo y la incertidumbre. Por las últimas palabras que había intercambiado con ella.

Ni siquiera escuchó cuando el anunciador lo presentó a la audiencia.




 
Cita:
Representante de Saffron. Primer año.
Historial de duelos: 96
Promedio de victorias: 81%
Nombre: Izaki Hana.





En comparación a sus estadísticas en la pantalla, lucía más pequeño que nunca. Azai se equivocó; Hana no estaba en condiciones de tener un duelo.

 
<<Y ahora, su oponente>>


 
Cita:
Representante de Wyndon. Primer año.

Historial de duelos: 160

Promedio de victorias: 100%




Nombre: Break Carrier, Hayase Yui.





El público estalló en gritos de sorpresa y confusión. Hasta ese momento, la existencia de Break Carrier seguía siendo un rumor, y todo sobre el misterioso duelista era una incógnita en el mejor de los casos y una mentira en el peor. Y ahora estaba ahí, frente a ellos, con un nombre y un rostro reconocible.

—Nos vemos de nuevo, Señor Estudiante. Parece que al final sí vamos a enfrentarnos en el Duel Heritage.

—Debe ser mentira.


Tenía que ser una mentira. La misma niña de ayer. La misma sonrisa descuidada. Los mismos ojos sin malicia.

—¿Wyndon? ¿Tú? ¿Break Carrier? ¿No eras nueva?

—Ah, eso. Fue una mentira
—sonrió—. Cuando supe que serías mi oponente quise conocerte. Curiosidad.

—Tú has estado atacando a los estudiantes.

—¿Ella está bien? Tu amiga.

—¿Mio?


La voz le salió como un susurro, como si volviera a tener doce años.

—Dijiste que ellos eran más fuertes, así que quise comprobar y, bueno. Fue un poco decepcionante. ¿O te referías a los otros dos? ¿Ellos son los buenos?

Hay algo extraño en esta persona, algo anormal. Aún haciendo una amenaza, no puedo percibir hostilidad. Aún siendo una bestia violenta no puedo sentir su malicia. Solo puedo ver a una niña normal; tan insignificante como cualquiera de su especie, y aún así...

—Bueno, no importa. Lo averiguaré cuando acabe contigo.

Así empieza nuestra historia; enfrentando a un monstruo más allá de nuestras fuerzas. Ahora mismo no soy lo que fui hace años; solo un pedazo de cartón. Un recuerdo del pasado atrapado en un pedazo de cartón, incapaz siquiera de interactuar con el mundo que lo rodea. Pero eso no importa. Él me necesita. Ha caído en el nido de una bestia, y soy lo único que puede defenderlo.
[Imagen: lJSXFvs.jpg]
 0  0  0  0  0  0  2  0  1  0  1  0  0
Responder
#3
Me pone re contento que haya un fic de Yugi acá... Bueno, OTRO fic de Yugi, pero espero que éste no lo dropeen después del primer capítulo, porque tiene mucha onda.

Increíblemente me esperaba algo súper intrincado e innecesariamente complejo de tu parte, como nos tenés acostumbrados, pero realmente debe ser de lo más light y bajado a tierra que podrías haber hecho, al menos por el setting que nos presentás acá. Es cierto que la narrativa desde el punto de vista de ese testigo solitario que será la carta as de Hana (o capaz un Pot of Greed melancólico) y las implicaciones del antiguo uso que se le daba a los duelos en Egipto -aunque acá nunca te referís a Egipto directamente, así que bien podría pertenecer a otra civilización- pueden sentar bases para algo más intrincado y propio de tu estilo, pero toda la parte shonen acá me pareció muy refrescante, especialmente porque se nota que te divertís construyendo este entorno plagado de referencias y con un enfoque ultra arcfivero. Btw, el cruce de refes con el mundo Pokémon es hilarante, y me da la sensación de estar leyendo el negativo de Oscilaciones todo el tiempo.

Los personajes tienen encanto, aunque tengo que admitir que todavía no pude agarrarle especial cariño a nadie. Me gusta cómo describiste a Hana y a BUREIK CARIAA (Yui para los amiwiish), y seguro que los amigotes más experimentados en duelos pero que eventualmente acabarán muy opacados por el prota ya tendrán sus momentos de brillo, estimo que en sus propios duelos. Hay una waifu por ahí que parece que no duelea pero seguro sí duelea en secreto. Todo el mundo tiene que duelear en una historia de Yugi, sino ni te gastás en construir el personaje en primer lugar. Seguro hasta pensaste primero los arquetipos que querías que usen en sus mazos y DESPUÉS armaste los personajes en base a eso.

Como te he dicho otras veces, admiro la facilidad con la que comprimís las oraciones para que transmitan únicamente lo fundamental. No te vas para lados rimbombantes, y acá por la tónica más liviana de la historia parece que contenés todavía más la prosa para ir al grano y que se lea todo más rápido. Supongo que terminaré de constatarlo en el siguiente capítulo cuando por fin te lea escribir un duelo, pero me da curiosidad ver qué enfoque le vas a dar en cuanto a tu manera de escribir. No sé si te vas a ir más por el lado nerd y matemático o por la épica y las acciones que ejecutan las cartas. Sos tan yugiñoño que posiblemente sean las dos cosas.

Encantado de leer esto Kiwi. A ver cómo sigue la cosa y cuánto tardás en meter un personaje que juegue con un mazo que directamente use pokemones como monstruos. xD!
[Imagen: 7h3LGNS.png]

Pokémon No More

Sobre el plagio:
"Tenemos un protagonista con nombre japonés que curiosamente tiene cuatro sílabas"
                                                                                                                                        —Velvet
 0  0  0  0  0  1  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#4
Me gusta el inicio que explique como unos monstruos milenarios acabaron siendo convertidos en cartón, cartón caro, y tiene sentido, una vez lo piensas, que sea esta Black Magic Egyptian No recuerdo si esto lo decías tu o Doc  la que haya convertido al juego en lo que es su respectivo universo, si es por esa "magia de monstruos escupefuego" o porque efectivamente son monstruos escupefuego el tiempo dirá.


Si este fic me transmite algo, de momento, es pulcritud. Y puede resultar raro pero es la pulcritud que uno encontraría no en un arroyo de montaña sino en una sala de quirófanos: Donde todo esta limpio pero también porque todo esta milimétricamente controlado y medido, con eso no quiero decir que los personajes no sean interesantes sino que como ha dicho Tommy todavía es pronto para agarrarles cariño a ninguno o el hecho de lo conciso que es todo. Tengo curiosidad de saber cual será esa carta que habla y nos introduce el fic. Conociéndote no me extrañaría que fuera un Rank up-Magic o una carta mágica o trampa en general. No creo que sea un Kuriboh, o Kuriboh con alitas...o Kuriboh con colita de rata, o Watapon, o Dark Resonator y en general demás monstruos cutes pero "útiles" ni que tampoco tenga ese papel de espíritus parlantes como Yubel en GX. O quizás sí. Supongo que el tiempo dirá.

No se si serán referencias a Oscilaciones pero me gustan que las academias tengan nombres de las distintas "Capitales" del Mundo Pokemon y el hecho de que la Ciudad se llamé Coronet y no Hearthome supongo que será por el simbolismo de esta montaña.


Y creo que eso es todo, bye.  
 0  0  1  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#5
Buen día/tarde/noche

Vengo a dejar mi comentario MincinnoKnife

Como siempre y primero que nada...
 
(14 Nov 2021
07:27 PM)
Kiwi escribió:
El público estalló en gritos de sorpresa y confusión. Hasta ese momento, la existencia de Break Carrier seguía siendo un rumor, y todo sobre el misterioso duelista era una incógnita en el mejor de los casos y una mentira en el peor. Y ahora estaba ahí, frente a ellos, con un nombre y un rostro reconocible.

—Nos vemos de nuevo, Señor Estudiante. Parece que al final sí vamos a enfrentarnos en el Duel Heritage.

—Debe ser mentira.


Tenía que ser una mentira. La misma niña de ayer. La misma sonrisa descuidada. Los mismos ojos sin malicia.

¿Escucharon ese sonido...? Esos eran los sueños del muchacho desquebrajandose Coffee ¿En Dónde quedaron esos tiempos en los que las personas preguntaban el nombre de todos y no hablaban de su vida con completos extraños...?

Bueno vamos a la historia...

Interesante enfoque el de usar la "perpectiva" de una carta para desarrollar la historia, porque seamos sinceros... ellas son las protagonistas de toda esta franquicia, así como en Pokémon son los bichos con habilidades y no los niños con complejo de héroe.

Tengo que resaltar que estoy oxidada en este campo, por lo que seguramente, a medida que avance la historia, estare forzada a leer las nuevas dinámicas de juego, así como las reglas y agregados que se qué existen, pero que desconosco su función/aplicación/etc.

No puedo decir mucho... ya que como me has advertido en discord, el capítulo es prácticamente un prologo y conociendo tus idas de olla...

Mostrar Carta trampa
[Imagen: EgzXIIL.jpg]

Solo puedo decir un par de cosas...

Que nuestro par de protas son unos juiciosos que se dejan llevar por las apariencias y eso va para la carta de cartón, que después de describir los infructuosos intentos de su poseedor de parecer intimidante con su vestimenta, alega que puede inferir cosas de las personas por la misma... Si por eso estás tomando a Hana de ejemplo... no, no puedes definir a la gente por como se viste, pero bueno... dejemos que siga creyendolo si eso lo hace sentirse bien consigo mismo Malicious

Que Hana seguramente es el maltercio de la relación entre sus amigos, porque seguro la chica ni pelota con él, pero si da cuerda al otro. Por eso no cayó en su intento de confesión mal hecho y ni siquiera vio un vestigio de un bonito gesto de amistad en él, sino hasta después de que el chico argumento todo el asunto.
En pocas palabras... literalmente no lo tiene en cuenta en lo más mínimo o por lo menos no tanto como él a ella.

Supongo que por eso mismo y proque su duelo estaba cerca, su amigo le mintió sobre la condición de la chica, porque es muy obvio que mentía... por lo menos con lo de "solo un accidente"

Y por último... la ambigüedad de las descripciones del famoso Break Carrier, ¿están motivadas a que ninguna de las victimas querían admitir que fueron heridos por una mujer? Es que es un poco gracioso que todos lo describan así... cuando creo que se puede notar físicamente que es una chica, sea por tamaño o contextura, pero bueno... cada quién mantiene las apariencias como puede y crea rumores como quiere.

Bueno creo que eso es todo... supongo nos vemos en otro comentario totodile
Con mucho cariño en cada comentario, en especial si hablamos de Gloria
[Imagen: 0OOlYSM.gif]
Y de Ash no hablemos por favor No
 0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  1
Responder
#6
Mostrar Doro!
Cuatro lectores eran más de lo que esperaba para un fic de Yugi en un foro de Poke. Hace que me den ganas de mudar Osci solo al foro de Yugi por los loles. Ah, que allá no soy mod y me lo cierran. 
 
@Tommy me alegro que te guste el lado shonen porque esto va a ser... pues muy shonen. Para escribir Osci quería contar una historia que transmitiera algo, y el Isepoke lo escribía por EGAO pero Hery... solo empecé a escribir esto porque tenía ganas de escribir duelos XD. Respecto a los amigos me hace gracia porque en la versión original al menos dos de ellos acabaron eclipsando duro al protagonista, así que boa tratar de balancear un poco mejor las cosas. Y respecto a las referencias... como que luego de meter referencias a Yugi hasta el hartazgo en Osci, lo único que parecía justo era meterlas a Poke acá. De paso que los nombres de las escuelas eran terribles XD.
 
Normalmente escribo a los personajes primero y los decks los elijo (o invento) a partir de su personalidad. Las únicas excepciones son los duelistas de Phantom Beast, Burgesstoma y BLS. Los tres saldrán relativamente pronto.
 
Y respecto a los duelos... les toca juzgar a ustedes. Me había olvidado de lo difícil que era escribir duelos y este fue un puto dolor de huevos... pero me divertí bastante planificando, así que si ustedes pasan un buen rato me doy por satisfecho.
 
@"Ajslifer" well, no sé qué decirte. La verdad este fanfic no estaba taaaan planeado al principio. Fue un poco "ve poniendo pjs juntos y ve cómo van las cosas entre ellos". Si ahora parece controlado es porque cosas como las personalidades, los decks y la estructura de las escuelas las fui desarrollando con el tiempo y ahora puedo ponerlas desde el principio, pero incluso ahora voy a improvisar bastante (de por sí el duelo de este capítulo lo reescribí respecto al original con muuuchos cambios) así que seguramente se ponga caótico más adelante.
Los narradores cartas son algo que pensé apenas. El original era en tercera persona pero quería probar algo diferente ahora. Al principio pensé en escribirlo desde la perspectiva del foco de cada cap (de uno de los duelistas, ponele) pero eso era spoilerifico. De ahí me vino la idea de usar a las cartas, para poder narrar "de fuera", que los personajes conserven sus secretos y, al mismo tiempo, ver qué piensan las cartas de sus duelistas. Parecía divertido.
 
No son referencias a Osci sino a Poke en general. Aunque capaz tire un guiño cruzado más adelante. Tampoco quiero una especie de multiverso referencial donde tengan que leer cada puta cosa que escribo para entenderle. Ya lo hice antes y no fue divertido. (Sí lo fue. Casi, pero era muy joven y ebrio).
 
@Katsurane por un lado me alegra que leas esto porque te concentras en otras cosas... por otro lado me apena que leas esto cuando voy a ponerme full autista a partir de ahora con el juego porque, como digo, escribo esto por los duelos. 
 
Respecto a descontrolar... sí y no. Quiero que se descontrole menos que antes pero, ¿has visto cualquier serie de Yugioh? ¿En las que empiezan contra bullys y acaban peleando contra universales como mínimo? Well... solo digamos que el partido de basket contra Jesucristo fue lo más Light que se me ocurrió para este fanfic 
 
Respecto a lo prejuiciosos, me parecía divertido que el monstruo As de Hana se interese más por la apariencia de las personas que por otra cosa, además de que eso me permite que pueda describir ropa moderna cuando presento un personaje ya que es lo que se ha esforzado en aprender. 
 
Respecto a la relación con su grupo, la verdad no tengo (ni tenía entonces) ganas de escribir interacciones románticas entre los cuatro del centro, pero, ¿has visto cómo en las series de Yugi la única chica del grupo tiene un crush no correspondido por el prota? Me pareció divertido hacer lo contrario con un prota que quisiera que su amistad fuera algo más. Respecto a por qué no vio el gesto como algo bonito al principio es porque lo vio como un error estratégico cuando se prepara para un duelo grande, porque meter una carta de un arquetipo tan diferente de suyo es una mala idea, tomando en cuenta que la escena empieza con ella ayudándolo a construir su deck. 
 
Respecto a la apariencia de Hayase y por qué nadie la reconoce como chica, es algo que toca explicar maaaaas adelante. Espero. Creo.
 
Gracias por leer este coso este pese a que les advertí lo malo que era. Ah. Una cosa. Se aplican reglas de Master Rule 4, pero con robo en el turno inicial. Y tuve problemas decidiendo entre usar los nombres en inglés o en español de las cartas. Digamos que algunas suenan mejor en español (Juicio Solemne, Soldado de Brillo Negro, Enviado del Fin, Lanza Prohibida) mientras que otras suenan mejor en inglés (Phantom Beast, Odd-Eyes, Forbidden Pancake) pero como Genome Heritage me gusta más en inglés, nos quedamos con inglés. Besides, casi no me sé los nombres en español. 
 
Doro!
 
 
Dex #002 - Break Carrier
 
 
Hana ajustó el disco de duelo a su muñeca. Era el modelo original; mismo que se utilizó cuando el primer Rey de los Juegos se convirtió en el mejor del mundo, y consistía en dos piezas triangulares en torno al disco central, que se unían para formal la hoja principal. Aunque ahora se consideraba obsoleto en comparación a diseños más modernos, se seguía produciendo por su practicidad, y era el modelo estándar en la Academia Saffron dado su limitado presupuesto. 
 
Aquella chica, en cambio, usaba uno más sofisticado: el llamado modelo LDS con hoja láser, que se hizo popular en Miami al ser el predilecto de la campeona. El de Break Carrier en particular era rojo, con la hoja para las cartas de color negro con el borde dorado.
 
—En Wyndon usan D-pads —dijo Hana.
 
—¿Quieres que hablemos de Discos de duelo? —replicó sonriente—. Era tu sueño luchar aquí.
 
El público se mantenía a la expectativa. Hana aún no es conocido como para generar una reacción solo con su nombre, y aquella chica es una desconocida atada a rumor creciente. Ninguno de los presentes sabía qué esperar de ellos.
 
Mientras la moneda holográfica giraba en el aire, Hana revisó su deck por última vez. Tomó la carta de Mio que guardaba en su bolsillo y, murmurando una maldición, la mezcló con el resto. La moneda cayó y declaró que el primer turno era nuestro.
 
Hana LP 4000 - Yui LP 4000
 
 
—Empiezo yo: Robo. —Con seis cartas en mano, Hana pasó un momento eligiendo sus acciones. Eran seis buenas cartas. Un inicio fuerte para su primer turno—. Coloco una carta boca abajo y un monstruo. Después activo la magia continua Supply Squad. Termino mi turno.
 
—Eso está mal, Estudiante —rio—. ¿Qué clase de inicio es ese? ¡Robo! Te voy a mostrar cómo se hace: cuando mi oponente controla monstruos y yo no; puedo invocar de modo especial a Vice Dragon. Y además invoco de modo normal a Delta Flyer.
 
Dos dragones se materializaron a su izquierda y a su derecha; uno era púrpura, de alas verdes y aspecto enfermizo, mientras que el otro era una grácil criatura de color marrón que agitaba sus alas en el aire.
 
 
Vice Dragon lv 5 Atk 1000
Delta Flyer lv 3 Atk 1500
 
—Delta Flyer es un monstruo cantante, así que puedo usarlo para afinar a Vice Dragon para una invocación de sincronía. —Abrió los brazos y alzó la vista hacia las alturas, elevando su voz en un canto que pretendía ser solemne—. El fuego se vuelve una bestia, el dragón yace en mi mano. Rompe tus ataduras y aplasta las cadenas de la vida. ¡Invocación por sincronía! ¡Dark End Dragon!
 
Frente a nosotros se materializó el siniestro dragón de escamas negras. Sus alas parecían las de un demonio, y sus garras parecían manos humanas rematadas en garras. Los cuernos a los lados de su cabeza enfatizaban su siniestra sonrisa, pero lo más particular en él era el segundo rostro que cruzaba su vientre; con malignos ojos amarillos y fauces armadas de colmillos. Los rumores hablaban de un dragón negro que aplastaba a sus víctimas, y esa cosa tenía sus ojos clavados en Hana.
 
Dark End Dragon lv 8 Atk 2600
 
—Conozco tu magia continua: Supply Squad te permite robar una carta si destruyo uno de tus monstruos, ¿verdad? Así que si ataco ahora mantendrás la ventaja mientras proteges tus puntos de vida. Por eso no lo haré: activo el efecto de Dark End Dragon; y a cambio de 500 puntos de ataque, puedo mandar tu monstruo directamente al cementerio.
 
La boca en su vientre se abrió, atrayendo a la carta de Hana hacia sí como si fuera un vórtice. Antes de ser despedazado, reveló su verdadera forma como un pequeño dinosaurio negro arrastrado hacia su muerte.
 
Dark End Dragon lv 8 Atk 2100
 
—Y ahora te ataco directamente ¡Acaba con él!
 
Hana contuvo la respiración mientras aquella bestia cargaba una bola de fuego púrpura entre sus fauces. Sus manos temblaban y tuvo que cerrar los ojos para concentrarse. Podía sentir su miedo, su rabia y su confusión, pero lo conozco, y su forma de enfrentar aquello que lo supera es actuar como si no estuviera ahí.
 
—Dos cosas: eres demasiado dramática.

Mostrar ost


Y seguir adelante como si el miedo no existiera
 
—Y deberías pensar mejor antes de atacar. Activo mi carta trampa, Rainbow Life: descarto una carta de mi mano, y durante el resto del turno todo el daño que fueras a hacerme incrementa mis puntos de vida.
 
La llamarada lo alcanzó, pero se convirtió en una luz multicolor al tocar su piel que no hizo más que agitar su cabello.
 
Hana LP 6100
 
La chica ocultó su frustración tras una sonrisa, mientras Hana ocultaba su miedo tras una mueca de fastidio.
 
—En Wyndon no usan sincronía. ¿De dónde vienes en realidad?
 
—Haces demasiadas preguntas. Coloco dos cartas boca abajo y termino mi turno. Te defiendes bien. Ahora veamos cómo atacas.
 
 —Robo. Y si no controlo cartas puedo invocar a Lord Gaia de modo especial.
 
De lo alto descendió un dragón dorado llevando en su lomo al caballero feroz de armadura negra, cuya capa ondeaba al viento y cuyas lanzas apuntaban a la bestia.
 
—Y también invoco de modo normal a Red-Eyes Baby Dragon.
 
Y a su lado, un pequeño dragón negro de aspecto adorable.
 
Lord Gaia lv 7 Atk 2300
Red-Eyes Baby Dragon lv 3 Atk 1200
 
—Es la misma jugada que hice yo. ¿Vas a usar sincronía? Creí que lo tuyo era fusión... 
 
Tan pronto como dijo esas palabras, un velo blanco envolvió a su dragón, limitando sus movimientos.
 
Dark End Dragon lv 8 Atk 1500.
 
—Activo mi magia de juego rápido, Forbidden Dress: tu monstruo pierde 600 puntos de ataque, a cambio de no ser destruido por efectos de cartas. Y ahora ataco con Baby Dragon.
 
El pequeño lanzó una bola de fuego rojizo, pero el dragón negro respondió con sus propias llamas púrpura, devolviendo el ataque y cubriendo a su víctima.
 
Hana LP 5800
 
—¿No sabes contar? Mi dragon sigue siendo más fuerte.
 
—No por mucho.
 
La cría de dragón luchó contra el calor. Cómo los verdaderos dragones, luchó contra la adversidad hasta conquistarla, hasta hacer suyas aquellas llamas y emerger crecido y fortalecido.
 
—Cuando Baby Dragon es destruido, puedo invocar otro monstruo Red-Eyes de mi deck a él y equiparlo con él. Y robo una carta por efecto de Supply Squad.
 
Red-Eyes Wyvern lv 4 Atk 2100
 
—¡Ataca a Dark End Dragon! 
 
El renacido y joven dragón arremetió contra el mayor, arrojándolo al suelo con sus garras y proclamando su dominio.
 
Yui LP 3400
 
—Y ahora ataco con Lord Gaia.
 
—¡No tan rápido! Activo mi carta trampa, Call of the Haunted: Dark End Dragon vuelve del cementerio, y esta vez con todo su poder.
 
El suelo se abrió por la mitad, revelando a la siniestra criatura con sed de venganza que abrió sus alas y se preparó para contraatacar, pero tan pronto como ganó algo de altura, fue recibida por las lanzas del caballero que le atravesaron de par en par.
 
Lord Gaia lv 7 Atk 3000
 
Yui LP 3000 
 
—Si invocas un monstruo con mayor ataque que Gaia, él gana 700 puntos hasta el final del turno. 
 
—Un truco sucio, pero no hemos terminado.
 
—Lo que tú digas. Coloco una carta boca abajo y termino mi turno. 
 
La chica robó una carta girando sobre sí misma con un gesto exagerado.
 
—Cometiste un error fatal, Estudiante: un verdadero duelista no desperdicia sus recursos. Invoco de modo normal a Heliosphere Dragon. Luego coloco una carta boca abajo y termino mi turno.
 
En el campo apareció un delgado dragón negro con grandes alas violeta y escamas doradas en la cabeza. Parecía una cometa, o quizás la vela de un barco envuelta en la luz del sol. Algo frágil que se rompería al primer contacto.
 
Heliosphere Dragon lv 4 Atk 0
 
—¿Por qué dejas un monstruo sin ataque así como así?
 
—Porque Heliosphere no es un arma ofensiva; es el supremo escudo solar: cuando es el único monstruo en mi campo y tú tienes menos de cuatro cartas en la mano, no puedes atacar, y ahora mismo no tienes ninguna. Será mejor que pienses en algo, o invoques algo mejor que esos dos monstruos.
 
Hana suspiró. Hayase Yui tenía dos cartas boca abajo. La primera llevaba tres turnos ahí, por lo que seguramente no era peligrosa, y la otra parecía un farol. Solo necesitaba un buen robo; sacar una buena carta y arriesgarse para acabar el duelo.
 
—Robo.
 
Y para eso estoy yo aquí.
 
—Carta mágica, Forbidden Challice. 
 
Una copa dorada levitó de la mano de Hana al torso del dragón, que por un momento pareció fortalecerse hasta que súbitamente su luz se apagó para horror de su dueña.
 
Heliosphere Dragon lv 4 Atk 400
 
—¿Qué fue eso? ¿¡Qué le hiciste a Heliosphere!?
 
—El cáliz prohibido incrementa su ataque en 400... y niega todos sus efectos.
 
El terror en sus ojos era genuino. Era el momento de atacar.
 
—¡Lord Gaia, atraviésalo!
 
Y como una cometa proverbial, el escudo solar cayó hecho pedazos.
 
Yui LP 1100
 
—¡Acaba con este duelo, Wyvern!
 
El joven dragón abrió sus garras en torno al cuello de la chica, pero no alcanzó a cerrarlas. Un pequeño dragón plateado había saltado a su defensa con los brazos extendidos.
 
Omni Dragon Brotaur lv 1 Def 0
 
—Cuando un dragón es destruido en mi lado del campo, puedo invocarlo de modo especial. Y además me deja traer a mi mano un dragón del mismo atributo. —Mostró al nuevo dragón negro en su mano mientras ponía una mano sobre su garganta.
 
—Creo que ya lo entiendo —dijo Hana—. Tú no eres Break Carrier. 
 
—¿Qué?
 
—No sé si Break Carrier no existe, o si solo estás usando su nombre, pero no puedes ser tú. 
 
La chica intentó forzar una sonrisa.
 
—Siento decirlo, pero eres demasiado débil. Descuidada. Juegas tus cartas sin pensar las consecuencias. Mio nunca perdería contra alguien como tú. Así que dime. ¿Por qué te haces llamar así? 
 
Sus mejillas enrojecieron y sus nudillos se pusieron blancos de la fuerza con la que cerraba sus puños.
 
—Estaba siendo amable. Quería ver qué tan fuerte eras antes de barrer el piso contigo, saber si tenías algo de valor en tu deck. Algo lo bastante fuerte.
 
—Lo que digas...
 
—¡Es en serio! Pero a partir de ahora voy a jugar de verdad.
 
—Bien, bien. Termino mi turno.
 
—¡No me culpes si mueres! ¡Robo!
 
Era la única respuesta lógica. Aquella niña que hacía una rabieta no podía ser el monstruo invencible de 160 victorias a su espalda, ni tenía la malicia para atacar a todos esos estudiantes. Debía ser falsa; un peón en manos de alguien más pretendiendo ser una reina.
 
—¡Carta Mágica, Return of the Dragon Lords! ¡Con ella revive Dark End Dragon!
 
—Ya vencí dos veces a tu monstruo As. Puedo hacerlo de nuevo.
 
—¿Mi qué?
 
—Lo sabrías si fueras el verdadero Break Carrier: su carta más poderosa es un dragón negro como el tuyo.
 
Esta vez, la sonrisa en los labios de la niña fue sincera.
 
—Así que quieres ver mi carta más poderosa. Está bien. Estaba a punto de hacerlo. Si controlas un monstruo con 2000 puntos de ataque o más, puedo invocar a Schwarzchild, the Limit Dragon de mi mano.
 
Del firmamento descendió un largo dragón serpentino de escamas como el bronce y vientre claro, tan masivo que podría envolver al estadio con su cuerpo.
 
Schwarzchild lv 8 Atk 2000
 
—Un momento. Ahora tienes dos monstruos de nivel 8.
 
—Así que sabes lo que significa. Schwarzchild, Dark End; Overlay.
 
Alzó su mano con los dedos extendidos. Ambos dragones se convirtieron en haces de luz que giraron a su comando, fundiéndose en un torbellino.
 
—Tú, aquel cuyo rugido atraviesa el universo; despierta desde el tiempo primigenio y revive del origen de las estrellas. ¡Muéstrate, y guíame hacia la victoria!
 
El polvo estelar arremolinó en torno a ella, encendiéndose como una ráfaga de incontables estrellas. De su núcleo surgió un diamante de acero negro que se abrió como una crisálida.
 
—¡Invocación Xyz! ¡Galaxy-Eyes Tachyon Dragon!
 
La criatura que emergió no era un dragón, sino algo mucho más antiguo. Su aspecto se asemejaba al de una máquina construida por las mismas estrellas que giraban en sus ojos. El metal negro que cubría su cuerpo parecía comerse la luz, y tanto sus brazos como sus piernas parecían armas para cortar y someter. La presión que ejercía sobre el aire era tan fuerte que estoy seguro de que incluso Hana pudo sentirla, aún si pretendió no hacerlo.
 
Galaxy-Eyes Tachyon Dragon rank 8 Atk 3000
 
Los murmullos se extendieron por el público. Varios de ellos lo conocían de primera mano.
 
—Como invocaste un monstruo más fuerte que Gaia, su poder es el mismo que el de tu dragón.
 
—No, no lo es y ahora lo verás. ¡Batalla! Y en este momento puedo activar el efecto de Tachyon Dragon: niega los efectos de todos tus monstruos y devuelve sus puntos de ataque y defensa a sus valores originales.
 
La criatura atrapó uno de lo dos orbes de luz que lo seguían con la boca y volvió a su forma sellada, emitiendo una luz de todos los colores. Tanto el caballero como el joven dragón fueron sometidos por la misma, aprisionados por las cadenas del tiempo.
 
Lord Gaia lv 7 Atk 2300
Red-Eyes Wyvern lv 4 Atk 1800
 
—Ataca a Gaia.
 
Desplegándose de nuevo, el dragón abrió sus fauces y disparó una ráfaga de luz dorada que no dejó rastro del caballero a su paso.
 
—¡Carta Trampa, Defense Draw! ¡Reduce el daño de batalla a cero y puedo robar una carta!
 
Cuando la luz se disipó, Hana respiraba agitado. Sabía instintivamente que aquel ataque no era ordinario. No podía dejar que lo tocara ni una vez.
 
—Por efecto de Supply Squad, puedo robar otra carta...
 
El rugido del dragón lo devolvió a la realidad. Se hallaba frente a él, con las alas extendidas y en posición de lucha.
 
Tachyon Dragon rank 8 Atk 5000
 
—¿¡Qué diablos pasa con ese ataque!?
 
—El efecto de Tachyon Dragon tiene una segunda parte: cada vez que actives un efecto durante la batalla, él gana 1000 puntos de ataque.
 
—Debe ser una broma.
 
—Y eso no es todo. Si sus puntos se incrementan por este efecto, puede hacer un segundo ataque durante este turno. ¡Ahora no vas a escapar!
 
El dragón giró sobre sí mismo, dando un revés con su cola de tres puntas a Wyvern, tan fuerte que no solo lo desintegró, sino que la onda de choque siguió su camino y golpeó a Hana con una fuerza avasallante. 
 
No podía entenderlo. Aquello no tenía sentido. Los hologramas eran solo eso: no había forma de que pudieran golpearlo de verdad, y aún así, pudo escuchar sus huesos crujir cuando esa cosa lo golpeó. Su cabeza daba vueltas y los oídos le zumbaban. Sus ojos vagaban en sus cuencas buscando algo que todavía tuviera sentido. 
 
Hana LP 2600
 
—A-ctivo... por el efecto de Baby Dragon, al ir al cementerio... 
 
—Termino mi turno.
 
Ya no había alegría en su mirada, sino decepción. La de aquel que sabe que su oponente está quebrado y no volverá a luchar. 
 
La de alguien equivocado. 
 
Nos dijo todo lo que necesitaba saber.
 
—Por efecto de Baby Dragon puedo traer un dragón a mi mano. Y ahora empieza mi turno.
 
Esa persona, Hayase Yui era realmente Break Carrier.
 
—¡Robo!
 
La que había puesto una mano sobre sus amigos.
 
—Activo el efecto de Dark Dragon Ritual: al removerla de mi cementerio; puedo añadir a mi mano otra carta Red-Eyes. Y ahora invoco al monstruo que me trajo Baby Dragon: Black Stone of the Legend:
 
Black Stone lv 1 Atk 0
 
—¿Un huevo? ¿Vas a enfrentarme con un huevo?
 
—Va a abrirse ahora mismo: lo sacrifico para invocar de mi deck a su forma adulta: Red-Eyes Black Dragon.
 
Su cascarón estalló en pedazos, revelando al dragón de escamas negras y ojos rojos. Su verdadero guardián. El dragón definitivo.
 
—Y le equipo la carta mágica Bashing Shield, que incrementa su ataque en 1000.
 
Red-Eyes Black Dragon lv 7 Atk 3400.
 
—Si ese es tu monstruo más fuerte, voy a destruirlo con el mío. ¡Ataca, Red-Eyes!
 
El dragón negro abrió sus fauces, liberando una explosión de fuego infernal sobre el dragón del tiempo. Un ataque era suficiente. Solo para poder vencer a esa cosa.
 
Yui LP 700.
 
Y sin embargo, seguía justo ahí, sin un solo rasguño.
 
—Al remover mi Return of the Dragon Lords del cementerio, puedo proteger a un dragón de ser destruido. ¿Vas a hacer algo más?
 
—Sí. Coloco una carta boca abajo y termino mi turno.
 
La chica pasó una mano por su cabello.
 
—Te doy crédito por no acobardarte, pero no puedes vencerme con ese dragón. Robo, y paso a la batalla: activando el efecto de Tachyon Dragon, tu dragón vuelve a su ataque original.
 
Red-Eyes Black Dragon lv 7 Atk 2400
 
Ambos dragones alzaron el vuelo, persiguiéndose en el aire, embistiendo con sus alas, hasta que Tachyon Dragon impuso su dominio al atravesarlo en el pecho con uno de sus brazos.
 
—El monstruo equipado con Bashing Shield no recibe daño de batalla.
 
—Lo imaginaba, estás demasiado tranquilo. Pero ahora se activa el efecto de Supply Unit y robas una carta. Y sabes lo que eso significa.
 
El dragón estelar se posó en el suelo, inclinando su cuello para mirar a Hana de frente.
 
—Ataca.
 
No lo iba a permitir. No al humano que me invocó en este mundo. No voy a dejarlo convertirse en una presa.
 
—Carta trampa, Red-Eyes Spirit. Con ella puedo revivir de nuevo a Black Dragon.
 
Si debo ser su escudo, lo seré. Si quiere que sea su lanza, lo seré. Y volveré del infierno las veces que haga falta para protegerlo.
 
La batalla terminó. Solo el dragón del tiempo seguía en el campo. 
 
—Coloco una carta boca abajo y termino mi turno. Hiciste bien al defenderte. Pero cuánto tiempo podrás hacerlo.
 
—Robo. Y activo el efecto de Carbonnedon en mi cementerio.
 
—¿De qué? Ah, el dinosaurio que Dark End se comió. ¿Qué con eso?
 
—Me permite invocar de nuevo a Red-Eyes Black Dragon de mi deck.
 
Red-Eyes Black Dragon lv 7 Def 2000
 
—¿Otra vez ese dragón? No puede contra Tachyon.
 
—Alguien me dijo una vez... que cada carta tiene un alma y una forma de jugarse. Tal vez Red-Eyes no es tan fuerte como Galaxy-Eyes, ni tiene tantos efectos; pero siempre estará ahí para mí. No importa si lo destruyes, no importa si lo vences: él volverá a levantarse para pelear. Y a veces, para darme otra oportunidad.
 
Tres cartas en su mano: un monstruo normal y dos magias. Necesitaba el mejor robo del mundo para remontar. 
 
—Carta mágica: White Elephant's Gift. Al sacrificar a Red-Eyes puedo robar dos cartas.
 
Cerró los ojos al poner la mano en su deck, rezando a todos los dioses por la carta que pudiera salvarlo. Cuando por fin se atrevió a abrirlos, lo primero que vio le sacó una carcajada del pecho.
 
—Debe ser una broma.
 
—Está bien —suspiró la chica—. Nadie se salva con un robo milagroso. 
 
—Aún no, Break Carrier. Aún no te muestro mi invocación por fusión. Creo que es el momento perfecto para hacerlo.
 
—¿Qué?
 
—Activo mi carta mágica: Polymerization. Con ella puedo fusionar de mi mano a Gaia the Fierce Knight... y a Heraldic Beast Amphisbaena.
 
Un remolino multicolor apareció a su espalda; consumiendo a ambos monstruos y mezclando su brillo para dar lugar al caballero definitivo. Su armadura era esmeralda, y su montura un dragón escarlata que ardía como el mismo sol.
 
Sky Galloping Gaia lv 7 Atk 2600
 
 
—Cuando Gaia es invocado: puedo traer la magia continua Spiral Spear Strike desde mi deck, y la activo.
 
—Aun es más débil que Galaxy-Eyes.
 
—Espera y verás. Ataco con Sky Gaia. 
 
El caballero cargó con todas sus fuerzas, empuñando su lanza y galopando a través del cielo. Tachyon Dragon, en lugar de contraatacar, cruzó los brazos frente a su rostro para bloquear la embestida.
 
—¿Qué estás haciendo? ¡Devuelve el golpe!
 
—Cuando Sky Gaia combate, puedo elegir que tu monstruo defienda. Y su ataque es mayor que la defensa de Tachyon.
 
La lanza siguió su camino, atravesando ambos brazos y la gema en el pecho del dragón.
 
—Gracias a Spiral Spear Strike, Sky Gaia causa daño de perforación. Y además puedo robar dos cartas y enviar una al cementerio.
 
—¡Tachyon!
 
El dragón del tiempo explotó en un mar de partículas. Desde que llegó a ciudad Coronet, luego de 161 duelos, esa fue la primera vez que alguien vio caer a Galaxy-Eyes. El público vociferó, tanto aquellos que lo conocían como los que solo habían escuchado rumores. La gran bestia había sido vencida.
 
Yui LP 600
 
La niña cayó de rodillas, consternada. 
 
—Quién iba a decirme que serías tú... ni siquiera pareces tan fuerte. 
 
—Te metiste con mis amigos. Atacaste mi ciudad. Si en verdad fuiste tú... 
 
—Te doy crédito. —se levantó, reponiéndose para que nadie la viera en el suelo —. Derribaste una vez a Tachyon Dragon. Pero no creas que será suficiente. A partir de ahora voy en serio, estudiante. Voy a atacarte con todo lo que tengo, y si aún tienes algún truco bajo la manga, será mejor que lo uses ahora. 
 
—Coloco una carta y termino mi turno. Adelante, Break Carrier. Veamos qué puedes hacer sin tu Galaxy-Eyes.
 
—Ja... ja.
 
La chica puso una mano sobre su deck, mostrando sus dientes con una amplia sonrisa.
 
—No soy como los chicos de aquí, que aprenden una sola estrategia y se aferran a ella. Mi baraja está llena de dragones poderosos, cada uno capaz de romperte en tiras. ¡Voy a robar cualquiera de ellos y destruirte con él! ¡Mi turno!
 
Robó su carta con histrionismo, trazando un arco en el aire con su brazo llena de seguridad. Sin embargo, al mirar la carta en su mano, comenzó a temblar. 
 
—Dije que cualquiera... lo dije, pero...
 
Pasó un largo minuto con el brazo extendido, incapaz de moverse. Incluso el público, que había permanecido silencio, presa del suspenso, empezaba a murmurar otra vez.
 
—¿Estás bien?
 
—¡Invoco a este monstruo en modo de ataque y termino mi turno!
 
Y una vez más, el silencio fue absoluto. Todo el mundo calló ante la revelación de aquel pequeño dragón regordete de piel azul y grandes ojos inocentes.
 
Decoy Dragon lv 2 Atk 300
 
La niña trató de ocultar su vergüenza, pero ni siquiera era capaz de mirar al frente. Incluso Hana parecía confundido.
 
—¿De verdad?
 
Incluso yo lo estaba en ese momento. Pero aún así, Hana revisó las especificaciones de la carta en su disco de duelo:
 
—Si lo ataco con un monstruo, puede invocar dragón del cementerio. 
 
Pero ninguno podría resistir el ataque de Sky Gaia. Y si bien las cartas boca abajo pudieran hacer algo, aún teníamos una respuesta para ello. Robó su carta inicial, pero ya no era necesario. Ganamos. Había terminado.
 
—¿Qué haces mirando mis cartas? —interrumpió la niña dragón—. No vas a encontrar nada que te salve. Activo mi carta trampa: Dragon's Rebirth.
 
El pequeño dragón rugió, levantando un remolino de cenizas bajo sus alas que se convirtió en una tormenta de llamas, consumiéndolo.
 
—Al remover un dragón de mi lado del campo, puedo invocar otro de mi mano o cementerio.
 
—Hazlo. Ningún dragón en tu cementerio puede parar a Gaia ahora mismo...
 
—Deja de mirar al pasado, Estudiante. El verdadero peligro yace en tu futuro: invoco de mi mano a este monstruo.
 
Lanzó su última carta hacia arriba, haciéndola girar en el aire para después atraparla en su disco de duelo. Múltiples haces de luz roja surgieron del suelo, del techo y las paredes, concentrándose en un espacio frente a la niña dragón, generando un cúmulo de nubes negras que crecía rápidamente hasta que se disipó; revelando a un siniestro dragón negro de figura encorvada que había absorbido aquellas luces y les dió forma como orbes rojos en todo su cuerpo.
 
—Dragón oscuro del sol escarlata, desciende y devora el mundo; ¡Invoco a Gandora X, Dragón del exterminio!
 
La bestia rugió, pero Gaia le apuntó con sus lanzas. Mientras pudiera atacarlo, podía acabar con lo que fuera. Gandora lo sabía, y por eso no se lo permitió. Sujetó aquellas lanzas con sus garras y las aplastó, para después arrancar al jinete de su montura con los dientes y engullirlo.
 
—Cuando Gandora es invocado, puede destruir a todos los monstruos en el campo. Pero eso no es todo. También recibes daño igual al ataque de tu caballero.
 
Gaia bajó por su cuello como un sol en miniatura, dando energía a los orbes de luz que dispararon un millar de rayos hacia Hana, suficientes para acabar con sus puntos de vida.
 
—¡Se acabó! ¡Su ataque y tus puntos son los mismos! 
 
—¡Magia de juego rápido!
 
La brillante luz cubrió todo el escenario, ocultándonos de la vista de nuestro oponente. Hana bajó los brazos y suspiró.
 
Oye. ¿Sigues ahí? 
 
Su voz era apenas un susurro, nadie en el estadio pudo haberla oído.
 
Siempre me estás protegiendo, incluso ahora.
 
Nadie salvo yo.
 
Voy a hacer una última jugada. Creo que puedo vencer a esa cosa. Por eso necesito tu ayuda. Necesito que lo venzas... y necesito que a él lo traigas de vuelta.
 
Lo sé. Me hablaba como un duelista habla a sus cartas. No podía saber que de verdad estoy siempre a su lado. No podía sentirme, las cosas no son así.
 
Pero aún así...
 
Cuando la luz se disipó, Hana seguía de pie en el centro del estadio. Aquella criatura lo había sacudido, pero su fuerza no era comparable a la del dragón del tiempo.
 
Gandora X lv 8 Atk 2600
 
Hana LP 1000
 
—¿Cómo lo hiciste?
 
—Magia de juego rápido: Emergency Provisions. Al mandar Spiral Spear Strike al cementerio recuperé 1000 puntos de vida. Lo suficiente para resistir tu efecto.
 
—No está mal. Pero ahora Gandora tiene el mismo ataque que tenía tu Gaia. ¿Qué piensas hacer?
 
—Para empezar, robo una carta por efecto de Supply. Y ahora activo esta: Silver's Cry.


Mostrar ogt

 
El suelo se partió a la mitad, dejando emerger al dragón de escamas negras y ojos carmesí, pero esta vez no venía solo. Sobre su lomo traía al caballero feroz.
 
Red Eyes Black Dragon lv 7 Atk 2400
Gaia the Fierce Knight lv 7 Atk 2300
 
—¿Los dos juntos? ¿Cómo...?
 
—Carta trampa: Return of the Red-Eyes. 
 
—Ni siquiera juntos pueden contra Gandora. A menos que... los dos son monstruos de nivel 7.
 
Hana sonrió.
 
—No, nada de eso. Subestimaste a Red-Eyes demasiadas veces. Es hora de que pagues. ¡Magia de equipo, Fighting Spirit! Ahora mi dragón gana 300 puntos de ataque por cada monstruo en tu lado del campo.
 
Red Eyes Black Dragon lv 7 Atk 2700
 
—¡Gandora!
 
—¡Red-Eyes!
No hacían falta más palabras. Cuando destruyera a Gandora, Gaia podría atacar directamente y terminar el duelo. Esos eran nuestros roles. Ese era nuestro trabajo e equipo. 
 
Sus alas embistieron a las mías. Mis garras atraparon las suyas. Aún a las puertas de la derrota, la bestia no cedía. Esos ojos vacíos malditos solo reflejaban ruina y destrucción. Aquello no era un dragón; sino pura violencia hecha fuego y sangre, desafiante incluso en su muerte.
 
—Increíble. Incluso superaste el efecto de Gandora. Incluso lograste ejecutar un contraataque. Lo admito. Es un buen dragón. —La niña abrió los brazos en algo que solo se parecía a un gesto de rendición—. Pero no te equivoques. El dragón más fuerte de todos es mi Tachyon Dragon. ¡Y la usuaria dragón más fuerte de todos soy yo!
 
Gandora seguía empujando, hasta que finalmente se detuvo. Hasta que sus fuerzas se igualaron a las mías.
 
—¿De qué estás hablando? ¡El dragón en tu campo es Gandora!
 
—¿Estás seguro?
 
Y entonces lo ví. En sus ojos muertos brillaba la galaxia espiral. Las estrellas volvían a girar en el campo, en torno al dragón oscuro renacido que flotaba como un espíritu sobre nosotros.
 
—¡Carta trampa, Xyz Soul! 
 
Y en ese instante descendió al cuerpo de Gandora para infundirle su alma.
 
—¿No lo dijiste tú? Cada carta tiene un alma y una forma de jugarse. Tachyon trasciende el tiempo: pasado, presente y futuro no son barreras para él. ¡Al devolverlo a mi extra deck, incrementa el ataque de todos mis monstruos en 1600!
 
Gandora X Atk 4200
 
Tirano del Tiempo.
 
Fue como el choque entre dos estrellas. Como si sus núcleos se unieran y dispararan una ráfaga masiva de luz hacia el horizonte. Una fuerza contra la que nada podía oponerse. Ni Gaia, ni yo.
 
El estadio se sacudió hasta sus cimientos, el preludio a la destrucción asegurada. Como si no estuviéramos ahí, aquella luz pasó a través de nosotros y siguió su camino hacia nuestro duelista antes de explotar, cegando a todos en el proceso.
 
Hana LP 0
 
El público enmudeció. Los sistemas holográficos que debían declarar a Break Carrier como vencedora no funcionaban más. Pero el dragón se negaba a desaparecer.
 
Y a unos metros de ellos, yacía el cuerpo inerte de su presa.
 
 
[Imagen: lJSXFvs.jpg]
 0  0  0  1  0  0  0  0  0  1  1  0  0
Responder
#7
No te puedo explicar la nostalgia que sentí leyendo este capítulo. No solo porque muchas cartas que aparecieron no las veía desde... 2007 o por ahí, sino porque el duelo me hizo sentir exactamente lo mismo que los primeros que vi en DM allá por el dos mil poco en Nickelodeon. Esa sensación de estar contemplando algo mucho más grande que mecánicas aceitadas para el correcto avance estratégico del juego, algo casi místico y mágico, y también algo increíblemente divertido y lleno de posibilidades. Por mucho que acusaste a los duelos de este fic de ser ultra ñoños y adecuados al meta real, creo que nos quisiste despistar con esa declaración, porque acá tuve puro show y espectáculo con grandilocuencias injustificadas y cartas que no conoce ni Kazuki Takahashi (bah, él no debe conocer la mayoría de ellas), y que en cualquier otra situación habrían sido inútiles. Y eso es parte de la nostalgia embriagadora que me hizo disfrutar este duelo como no te das una idea.

Porque solo un duelo contado en el marco de una historia puede ser tan efectivo. Uno que se va desarrollando como una conversación o, mejor aún, incluso como un juicio. Ahora estoy re cebado jugando el primer Phoenix Wright, por primera vez en mi vida, y muchos de los mejores momentos de ese juego conectan perfectamente con los del duelo entre Yui y Hana. Cómo ella parece ser una impostora en un momento, ese desbalance cada vez que uno de los dos adversarios tomaba la delantera y parecía ejecutar una jugada mucho más eficiente que el otro, cómo Hana pasa del perfil bajo y modesto a la confianza absoluta tras resolver que la chica es un peón, y cómo hasta Yui parece creérselo por un momento jugando a la vístima solo para después pwnearlo con una simple trampa. Porque al final, los mejores momentos son esos donde todo depende de una carta boca abajo, de entre miles de opciones, y resulta ser justo la indicada para sacarte del aprieto. Pero justamente que el lector no pueda preveer qué carta vas a develar es, a nivel narrativo, algo muy efectivo y que siempre hypea. Sobre todo si lo acompañás por un TEMAZO como ese de la horrenda Index, que ya mismo me guardo en la lista de reproducción para volver a escuchar porque me manijeó mucho.

Hubo algo que no disfruté durante el duelo, pero es algo que experimenté en absolutamente todos los fics de yugi que leí (que no fueron tantos, bah), y es que el formato escrito realza muchas cosas y da lugar a cierto orden de sucesos, pero creo que no consigue abarcar del todo la cantidad de información que uno necesita conocer y tener bien clara para comprender perfectamente el desarrollo del juego. Quiero decir, hubo partes en las que me dejaba llevar por la manera en la que elegías las palabras para describir invocaciones espectaculares o batallas encarnizadas entre dragones alados, pero que en cambio me distraían del curso formal del duelo, como por ejemplo el número de cartas en la mano de Hana, o las que estaban seteadas en el campo del oponente en ese momento. O sea, es difícil transmitir de forma prolija y armónica en todo momento cuántas cartas hay en el campo, cuántas en la mano... No tanto el monstruo principal con mayor ataque y efectos más amenazantes, porque eso siempre es lo primero que se graba. Incluso lo de los puntos de vida y stats lo manejás de forma efectiva, contándonos solo cuando es estrictamente necesario saberlo (sobre todo durante la fase de batalla, claro), y no al comienzo de cada turno o ni bien un monstruo es invocado. Y la verdad no se me ocurre un modelo escrito adecuado para plasmar perfectamente bien el estado del campo, si no es recurriendo a lo visual o a choclos de texto con negrita interrumpiendo la narrativa y la acción. Así que prefiero perderme un poquito y dejarme llevar por la historia que se cuenta durante el duelo e incluso sorprenderme más cuando resulta que todavía quedaba una carta seteada o que el prota se había vaciado la mano de recursos invirtiéndolo todo en un turno que, al final, no había sido para tanto.

Btw, insisto: me encanta que hayas usado un montón de cartas Tier D- en el duelo, porque sumaron muchísimo a la diversidad en los mazos y por consecuente al factor sorpresa de los mismos. Cualquier personaje, sea pintado como el débil o como el fuerte y amenazante, puede usar cualquier carta en su mazo y terminará viéndose bastante orgánico porque, de nuevo, esto no resultó ser un duelo meta ultra ñoño donde cada turno dura mil años y pasan veinte cartas distintas por la mano del jugador. Quizás por ser el primer duelo elegiste irte por la fórmula yugiesca de arrancar simple y efectivo, pero me gusta ese tipo de duelos y me gusta ver un montón de cosas pasando en cada turno, siempre que se vea que hay interacciones de ambos lados. Supongo que veremos algún personaje jugando solo en algún momento, que los FTK también pueden ser divertidos y son un clásico también, aunque fuera por los loles.

Igual me copó la teoría de que Yui no era Break Carrier, y quiero que así sea. Es más, hasta llegué a pensar por un momento que el propio Hana podía terminar revelándose como el auténtico BURAK CARRIAH, por eso de que se dice que su monstruo as era un dragón negro y Hana tiene... bueno, AL PUTO DRAGON NEGRO MAS NEGRO DE TODO EL JUEGO. Que, btw, me encantó que fuera la carta que narra todo. Elegís revelarlo de forma inusualmente discreta para vos, pero tiene todo el sentido del mundo al mismo tiempo que nos pongas a un monstruo tan horrendo (en el buen sentido) (¿hay buen sentido para eso?) e infernal a hablar tan elegante y tan tranquilito, como si le gustara juntarse a tomar el té en algún palacio con Yveltal y otros monstruos legendarios de tu otro fic. Definitivamente no podía ser un Black Magician wannabe, que hubiera sido la apuesta más segura si el autor hubiera sido cualquier otro.

Y ahora quiero leer un fic de GX donde Winged Kuriboh sea el narrador. ¿No sería adorable?

Excelente duelo, Kiwi. Lo leía y solo podía pensar en lo mucho que te voy a putear si no seguís escribiendo más y más de esto, porque se nota que estás en modo yugifanboy y que tenés miles de ideas para duelazos tanto o más divertidos que éste.
[Imagen: 7h3LGNS.png]

Pokémon No More

Sobre el plagio:
"Tenemos un protagonista con nombre japonés que curiosamente tiene cuatro sílabas"
                                                                                                                                        —Velvet
 0  0  1  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#8
Buen día/tarde/noche Mewwave

Vengo a dejar mi comentario... MincinnoKnife

Como siempre y primero que nada...
 
(24 Nov 2021
01:11 AM)
ScandinaviaPeperonkiwi escribió:
Creo que ya lo entiendo —dijo Hana—. Tú no eres Break Carrier. 
 
—¿Qué?
 
—No sé si Break Carrier no existe, o si solo estás usando su nombre, pero no puedes ser tú. 
 
La chica intentó forzar una sonrisa.
 
—Siento decirlo, pero eres demasiado débil. Descuidada. Juegas tus cartas sin pensar las consecuencias. Mio nunca perdería contra alguien como tú. Así que dime. ¿Por qué te haces llamar así? 
 
Sus mejillas enrojecieron y sus nudillos se pusieron blancos de la fuerza con la que cerraba sus puños.
 
—Estaba siendo amable. Quería ver qué tan fuerte eras antes de barrer el piso contigo, saber si tenías algo de valor en tu deck. Algo lo bastante fuerte.

Hana... nunca contradigas a una persona con la mentalidad de Yui, a menos que quieras terminar como terminaste Coffee  Lo mejor era seguirle la corriente y valerte de ese poco de simpatia que parecía tener contigo, pero bueno...

Ahora con el relato...

¿En qué momento estos duelos se volvieron en un "a ver quien tiene más cartas trampa/hechizo para molestar al oponente/extender el duelo/jugar con el cementerio como si en ves de duelistas fuera negromantes?  umbreonwhat

Da la sensación de que todos se tomaron muy en serio esas clases y tienen un 100/10 en esa materia Chespin



Como sea... solo dire que... después de buscar muchos términos/reglas/cartas/etc para poder entender lo que pasaba, concuerdo con Tommy sobre todo lo del duelo, que tiene un aire a esos antiguos combates. Esos que dieron inicio a esta peculiar franquicia, que se basa en dar vida a ilustraciones en rectangulos de cartón y todo esto en correspondencia a los dos duelistas enfrentados, quienes también transmiten esos aires de nostalgia...


Te sere sincera... entre tanto dragón convocado perdía el hilo de quien seguia afuera y quien ya había estirado la pata. A esto se le suma el jueguito de negromance de Hana y Yui, que pasaban trayendo muertos para volver a sacrificar... Pero de alguna forma logre enderezar mis pensamientos y centrarme en lo que ocurría, así como en conocer todo lo que me he perdido de este universo, que es bastante...

Es increible cuanta carta cheta hay ahora en ese juego, cada una con una habilidad/efecto tan rebuscado y castroso, que me hace preguntarme cómo la gente todavía juga esto Chespin , eso sin contar los cambios en el campo y el otro montón de cosas que se deben considerar ahora, pero contando con el mismo Deck de 40 cartones.


En fin... todos somos masoquistas de una u otra forma. Solo voy a acotar algo... si la niña es realmente la famosa duelista que a herido a tantos otros

¿No debería estar siendo buscada o detenida, en vez de expuesta como bandera en un duelo de transmición nacional/mundial?

Digo no... que alguien así debería ser mala publicidad para todo el imperio de cartitas y duelos, porque dudo mucho que la gente quiera tener relación con una persona capaz de hacer lo que hace la chica Yandere, aunque si me baso en lo que dije antes de "somos masoquistas" supongo cobrara un poco de sentido...

Por otro lado siento un poco de Joey Wheeler en Hana y más al saber que la carta que nos a estado contando todo es quién es, pero bueno... Veamos si Hana logró sobrevivir a su encuentro o si por el contrario calentó lo suficiente a Yui para que termine de erradicar su cuerpo tieso... GrowThink

Bueno eso es todo... hasta un próximo capítulo y comentario totodile
Con mucho cariño en cada comentario, en especial si hablamos de Gloria
[Imagen: 0OOlYSM.gif]
Y de Ash no hablemos por favor No
 0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  1
Responder




Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)