Charla - El "Appeal" de Pokémon

#1
Pokémon es una franquicia...interesante y peculiar en muchos aspectos. Todos fuimos expuestos a ella de una forma o de otra a través del anime, los juegos, el juego de cartas, los spin-off, las películas o hasta el manga, ya fuese cuando éramos niños, adolescentes o adultos jóvenes, así como también tenemos nuestras opiniones con respecto a ella: que si el anime sigue siendo bueno o es repetitivo, que si los juegos nunca fueron difíciles o se están volviendo ridículamente fáciles, que si el rival o el campeón era mejor en x generación, que si la saga nunca ha tenido una trama super profunda salvo casos muy específicos y un largo etcétera. Esto produce que a veces el siquiera conversar sobre un aspecto de la franquicia en sí termine desatando una discusión muy acalorada.
 
[Imagen: https%3A%2F%2Fs3-images.gamingbible.co.u...18f09a.png]

Y sin embargo, aún cuando la hacemos a un lado por un tiempo...siempre terminamos volviendo a ella por A o por B. Que si porque encendemos la televisión y dejamos el anime como ruido de fondo, que si volvemos a jugar los juegos con nuevos equipos para probar pokes de los que no somos muy fans, que si releemos el manga, que si nos gusta el arte oficial, hecha por fans o subida de tono, que si queremos comprar una figura o un peluche de nuestro poke favorito, que si sentimos nostalgia, que si el cazar shinies, que si el espectro competitivo y así. Y es que no se puede negar que, con defectos y todo, Pokémon tiene un cierto "appeal", un cierto atractivo que nos hace regresar a ella de vez en cuando, aún si en x momento nos hallamos desencantados con la saga y no consumimos nada de esta por un rato, que trasciende la barrera de edad y hace que sea una marca que la gente de todas las edades puede disfrutar por un producto o el otro.

[Imagen: d5jg0e7-32ffefb8-ad21-4f61-859b-11fb4604...LQOMs2W2OU]

Y ustedes, ¿Cuál piensan que es el appeal de Pokémon? Puede parecer una pregunta tonta al inicio, pero en el fondo quizás la respuesta sea más compleja y varíe dependiendo de cada uno de nosotros. Siéntase libres de compartir sus pensamientos al respecto, y si quieren pueden añadir anécdotas personales y/o contestarse entre ustedes para así volver la charla más interesante, sin que se limite a poner "Yo pienso que..." y luego abandonar el tema para decir "Yay, hice otra publicación más".
"Este fic es como un buffet de todo lo que puedas comer"-SoujiFujimura
 0  0  1  1  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#2
EL. FUCKING. COLECCIONISMO.

Somos nerds muy flojos como para querer vivir en la Tierra Media de Tolkien o en Ciudad Gótica peleando contra orcos y contra los malos de Arkham. Eso es peligroso. Y la gente de esos pagos huele mal. Pokémon, en cambio, es súper chill (si no te metés en el Mundo Distorsión) y todos son gente buena y noble, además de que no tenés que mancharte las manos sino que dejás que tus gashapones vivientes peleen en tu lugar y te lleven por un camino de gloria cíclica y eterna.

Nos gustan las criaturitas bien diseñadas, los ecosistemas variados y coloridos, las aventuras sin limitaciones de distancia o de posición económica. En el pokemundo siempre vamos a ser ricos y a patinarnos lo que le robamos a los perdedores que sucumbieron ante nuestra lagartija en llamas o nuestra rana bulbosa (kb tortuga) en CDs y medicinas en frascos cancheros. La ropa tiene onda. Las waifus son reales. Las bestias más terribles son realmente inofensivas hasta para nenes de diez años. Y somos tan feos y patéticos que ni un Hypno querría secuestrarnos por las noches. Todo marcha bien en Pokémon.

Para mí, ese es el máximo appeal. Podemos ser Goku, Cloud o Batman sin tener que arriesgarnos demasiado como ellos para salvar el mundo y ganarnos el respeto de nuestros pares. Y los que van a morir por nosotros nos haman y se conforman con unos muffins, una pluma en una varilla y anabólicos por montones.
[Imagen: 7h3LGNS.png]

Pokémon No More

Sobre el plagio:
"Tenemos un protagonista con nombre japonés que curiosamente tiene cuatro sílabas"
                                                                                                                                        —Velvet
 0  1  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#3
Me voy a volver pastelosa en este post así que aviso de antemano. Si no queréis morir de diabetes no me leáis y si estáis buscando una sobredosis de azúcar... ¡adelante! ¡Este es el lugar indicado!

Pokémon lo es... todo, para mí, y no estoy exagerando. Bueno, puede que a lo mejor un poquiiiito, pero no puedo negar que es algo que ha estado presente en mi vida desde que nací y que me ha acompañado desde siempre. Lo he dicho varias veces en nuestro server de Discord pero ya veía el anime con un añito, cuando todavía llevaba pañales y estaba aprendiendo a andar. Pero no es solo que veía el anime, pues de peque habré visto mil series y ya ves tú, es que sentía taaaaanto amor por Pikachu que si mi madre quería bajar a comprar y lo estaban echando por la tele no podía porque LITERAL me ponía a llorar si me apartaban de mi ratón eléctrico fav. No sé por qué sentía tanto amor por él, no creo que fuera por ver como avanzaba la trama y como mandaba al Team Rocket a freír espárragos (siempre me hacía gracia que brillaran como si fueran una estrella, y luego me preocupaba porque man, ¿dónde aterrizarían y cómo? La caída tendría que ser muy dolorosa) pero el caso es que si echaban Pokémon por la tele mi madre sabía que no podía moverme de ahí hasta que acabara. Qué madre más santa tengo en verdad, la pobre, que me respetaba y se esperaba cuando otra habría apagado la tele y me habría tirado de los pelos para llevarme al mercado. Mamá, si estás leyendo esto, te quiero.

Pasaron los años y hubo una temporada en la que no vi el anime... No recuerdo muy bien por qué, tenía 3-4-5 años y por mucho que me gustara evidentemente todavía no tenía el cerebro para pensar "ah me gusta tal serie y la echan aquí a esta hora así que hoy solo jugaré una hora en el parque". Si coincidía y lo veía genial, sino iba a lo mío. Aun así, recuerdo que tenía algunas cosas de la franquicia que guardaba con mucho amor, como unas... ¿capuchas para lápices? No sé cómo llamarlas pero son unas cosas que se ponen en la parte superior del lápiz con forma de Pokémon, como si fueran unos gorritos. Tenía dos, una de lotad y otra de ralts, y eran de mis objetos más preciados. Recuerdo que si veía a algún compa de clase con algo de Pokémon ya me caía bien, y cada vez que veía algo de esta franquicia por ahí me ponía muy contenta.

Cuando crecí y ya volví a ver el anime de forma regular, por decirlo de alguna manera (tenía unos ocho/nueve años I think), me sorprendió algo que no he dicho hasta ahora, pero me parecía recordar que de pequeña ENTENDÍA lo que decían Pikachu y compañía (parezco el típico familiar que solo se sabe el nombre de Pikachu porque es el único que he nombrado hasta ahora. Mira, para demostrar que me los sé os lo digo en orden de entrada de Pokédex: bulbasaur, ivysaur, venusaur, charmander, charmeleon... Bueno, os hacéis una idea) y me parecía muy raro no entenderlos en ese momento. ¿Tal vez los japoneses descubrieron la forma de comunicarse con los bebés? ¿Qué es aquello que me decía Pikachu con un año? ¿Me prometía llevarme al paraíso de los chupetes y yo le creí? Todavía sigo esperando mi rey, seré una adulta pero eso no significa que no quiera divertirme. En fin, que me desvío con mucha facilidad, volví de forma regular al anime con el maravilloso trío Ash-Maya(Dawn)-Brock (que veía todas las tardes después de merendar, de hecho unos de mis recuerdos más bonitos y felices de la infancia era verlos a ellos <3) y aunque ahora solo recuerdo escenas puntuales la sensación en general era que disfrutaba mucho viendo sus aventuras. Vi algo también de Aura (May) y seguro caps de otras temporadas pero cuando pienso en el anime el grupo que me viene a la cabeza es el primero que he dicho. Respecto a este apartado creo que poco más puedo decir, de adulta ya no estoy tan pendiente del anime y solo de vez en cuando veo algunos capítulos. Así que como ya he acabado aquí paso al siguiente tema: los juegos.

Mi primer juego de Pokémon me parece recordar que fue el Perla. Me lo prestó un fin de semana mi ex mejor amigo y MAN QUÉ ILUSIÓN ME HIZO. Estaba mi adorada Maya  pikaowo y para ser fiel al anime elegí a Piplup, obviamente (je, otro pokémon que me sé). Estuve todo el finde jugando y lo disfruté pero el final fue un poco amargo porque ME QUEDÉ BLOQUEADA EN EL GIMNASIO DE MANANTI JAJAJAJA NO SÉ CÓMO PERO ME METÍ EN UN LUGAR DEL QUE NO LOGRÉ SALIR y F por mí. No volvería a probar otro hasta que un amigo del parque me REGALÓ EL SOULSILVER PORQUE ÉL YA NO LO USABA. MAN, ME REGALÓ EL QUE SERÍA MI JUEGO FAV HASTA LA FECHA. Me salió gratis, me encanta. No hace falta que diga cuánto significó este juego para mí porque ya lo sabéis y hasta le estoy dedicando una novelización, que es mi carta de amor hacia él, pero aun así voy a repetirlo porque es mi post y puedo escribir lo que quiera. Me produce mucha ternura recordar los inicios, en los que elegía a Chikorita (otro más) porque me parecía cute, solo leveleaba al inicial y así no pasaba de Antón, así que reiniciaba el juego porque me frustraba. Nah, dejando esto de lado, recuerdo los inicios en Pueblo Primavera y como me encantaba viajar de pueblo en pueblo, de ciudad en ciudad, lo cutes que me parecían pidgey y sentret, como me emocionaba cada vez que tenía un combate de gimnasio y los líderes me parecían tan cools. Solo me generaba sensaciones agradables ese juego (dejando de lado cuando me frustraba por perder) y era todo tan puro e inocente. Fueron mis primeras andaduras en el mundillo, fui descubriendo el nombre de los pokémon, sus tipos y fortalezas y debilidades según iba jugando a base de ensayo-error y no me comía ningún spoiler ni sabía qué me encontraría porque no tenía acceso a Internet, todo era un mundo por descubrir. Es una etapa muy bonita dentro de mi carrera de jugadora de videojuegos y la recuerdo siempre con mucho cariño.

Si pasamos al manga, he de decir que es la parte de la franquicia a la que menos atención le he prestado porque en general me cuesta leer mangas, y eso que este me interesa mucho, pero nunca encuentro el momento indicado. Tendré que ponerme en serio alguna vez, en algún punto de mi vida, pero me da que no va a ser pronto. Mientras iré mirando la información que hay sobre los personajes por ahí (y esto es curioso, ya que aunque de adolescente no leí el manga ni una sola vez disfrutaba mucho leyendo fanfics sobre este).

Bueno, he hablado de tres partes de la franquicia pero me quedo corta. Pokémon no es solo esto para mí, son los fanarts que buscaba de preadolescente de la OTP las tardes de verano; son los fanfics que leía de ellos en inglés porque no había en español, gracias a los cuales mi nivel en este idioma mejoró increíblemente, hasta el punto de decir que si sé inglés es por los fanfics que he leído y no por lo que he aprendido en la escuela; son las creaciones de los fans que me han sacado risas, lágrimas, y han hecho que me guste cierto personaje o cierto ship por como lo escribían/dibujaban; son todos los objetos que he tenido de ellos y que me sacaban una sonrisa cuando veía que alguien más tenía porque ya despertaba en mí cierta sensación de complicidad. Son los fanfics que he escrito, las historias que he creado en mi mente, el apoyo que me han dado en mis momentos más pesados y la oportunidad de mejorar como escritora que me ha brindado. Forma parte fundamental de mí, me gusta por muchas razones, y justo porque hay mil razones para amarlo es que le puede gustar a tanta gente. A muchos seguro que es por infancia y nostalgia, a otros por coleccionismo, a otros por el aspecto competitivo de los juegos, y así puedo numerar una lista casi interminable. Si algo tiene Pokémon es que tiene muchas capas y niveles que te permiten disfrutarlo ya seas fan desde siempre o recién estás empezando, si eres un completo nerd de la franquicia o un casual al que le resulta agradable pero no tanto como para adentrarse en el mundillo en su totalidad. Tiene muchas cosas buenas, y sé que también malas, y en parte es el tema que voy a abordar en el siguiente párrafo, o más que aspectos negativos las discusiones sobre la franquicia.

Sinceramente, las peleas sobre qué es mejor o peor me parecen estúpidas (ojo que digo peleas y no debates). Supongo que podemos hablar sobre ciertos aspectos objetivos y determinar a partir de estos qué es peor o mejor, ya sea en base a gráficos, aspectos de la historia, continuidad... Pero cuando se trata de gustos hay un componente emocional que no se puede obviar, y cuando digo que SoulSilver es mi juego fav no tiene sentido que intentes tirármelo por tierra porque no me vas a hacer cambiar de idea por muchas pruebas objetivas que tengas de que no es el mejor, y es que puedo estar de acuerdo con que no es la obra maestra de Pokémon, pero no por eso va a dejar de ser mi favorito por todo lo que significó para mí. Me parece muy interesante analizarlo todo y ver qué puntos fuertes y débiles tiene x parte, como pensamos que podríamos haberlo mejorado (aunque esto me parece un poco pretencioso y depende del gusto de cada uno), preguntar y escuchar opiniones distintas que nos hacen ver algo con otra luz, pero el hate gratuito me parece que sobra y últimamente, por desgracia, hay mucho de esto. No estoy diciendo que no puedas odiar aspectos de la franquicia ni que tengas que justificar tu posición con un escrito de diez páginas y buenos argumentos, puesto que de la misma manera que SoulSilver significa tanto para mí por el componente emocional también podría no gustarme por lo mismo; lo que estoy diciendo es que hay una tendencia a prejuzgar y odiar los productos que sacan... sin pararse a probarlos o analizarlos siquiera. Ojo, yo misma me incluyo en este grupo, porque he prejuzgado muchas veces a la franquicia (taché el anime de SM de horrendo solo porque vi que cambiaron el estilo de animación, y a lo mejor lo veo y me parece que lo es, pero ya lo critiqué solo por ese cambio y no por el producto en sí. Ni siquiera me molesté en verlo para tener una opinión propia y me quedé con que "ay han cambiado los dibujitos y no me gusta :(") muchas veces movida por la opinión general. Por suerte, esto cambió para mí hace poco, cuando veía mucho hate por Galar y la gente decía que era el peor juego de Pokémon (de hecho mi mejor amigo, que sabía que estaba pensando en comprármelo, me pasó un video de un youtuber que daba razones por las que, según él, era el peor) y estuve aguantándome las ganas de hacerme con él por esos comentarios, porque al parecer era horroroso (un poco más y comete una masacre en un hospital infantil) y no quería pagarlo por lo que oía de "los fans que quieren una mejora no deberían comprarlo porque le están dando dinero a la franquicia y así van a ir peor" y todas esas cosas. Pues bien, por suerte cierto fic de aquí llamado Crowned hizo que me enamorara tanto de los personajes y de la región y de la historia, que una noche de confinamiento decidí comprarme al fin el juego. ¿Y sabéis qué pasó?

Me e-n-c-a-n-t-ó.

Me encantó, pero me encantó como no tenéis ni idea. En determinadas partes llegué a sentir lo que sentía jugando a SoulSilver, eran sensaciones que pensé que no volvería a revivir porque eran tan puras y maravillosas que solo una niña podía sentirlas; y no, Pokémon Espada me hizo volver a sentirlo, me llevó de vuelta a esa fascinación y enamoramiento por todo lo que me rodeaba; y solo por eso, que no es poco, y sin querer empezar un debate sobre juegos y sin querer ofender a nadie porque es algo basado en percepción completamente subjetiva, al finalizarlo quedé más contenta con él que con Y y Luna. Me gustaron mucho las nuevas mecánicas que introdujo, adoré los paisajes, y aunque es cierto que tienes aspectos por mejorar para mí no es ni de lejos el juego horroroso que decían que era. Tal vez, al pintarlo taaaaaan mal, bajaron tanto mis expectativas que me pareció buenísimo, pero ese no es el punto. El punto es que me habría quedado con la opinión general y me habría subido al carro del hate gratuito, repitiendo palabras que no son mías, y me habría perdido la oportunidad de vivir una experiencia tan maravillosa por hacer caso al grupo y no realizar el esfuerzo de ver por mí misma qué tan bueno o malo es. Aceptémoslo, en un mundo en el que pasan mil cosas no puedes estar pendiente de todo ni pararte a analizarlo todo, lo más cómodo es ver qué dicen los demás y quedarnos con sus ideas, pero de esta forma no estamos siendo críticos y podemos estar alimentando una bola de nieve que no nos representa, como pudo haber sido mi caso con Espada. No nos dejemos llevar por la marea, dejemos de tener esta mala predisposición por todo lo que hacen; sí, cometen errores y sí, a veces hacen cosas horrorosas, pero no todo es malo y si seguimos aquí es por algo. Dejemos ya el hate gratuito y disfrutemos de aquello que nos gusta, y si algo no nos gusta, que sea porque lo hemos probado y no nos ha resultado agradable y no porque sea lo que dicen los amigos o la mayoría.

Bueno, toca ir acabando, y para hacerlo me he reservado la parte pastelosa de verdad, la que os involucra. Pokémon es una gran franquicia, ya he dicho todo lo que ha significado para mí y lo que me ha acompañado, he hablado un poquito sobre la situación actual, pero me dejo algo muy relevante. Sí, porque si no me hubiera enamorado de Pikachu con un año, si no hubiera seguido viendo el anime, si aquel amigo no me hubiera regalado SoulSilver y este juego no me hubiera enamorado como lo hizo no habría escrito Alma de Plata y Kiwi no se habría puesto en contacto conmigo para traerme aquí. De la misma forma, si Pokémon no os hubiera llamado de alguna forma en algún momento, tampoco estaríais aquí ahora. Por eso, puedo decir que Pokémon me ha regalado una de las cosas más bonitas e importantes para mí y es vosotros, formar parte de este grupo que tanto significa para mí y tanto impacto ha tenido en mi crecimiento y desarrollo como persona. Formar parte de un grupo en el que, valga la redundancia, me siento parte de él, importante, querida, vista, escuchada y apoyada, en el que me llevo bien con todos y creo que el resto, como mínimo, me tolera. Formar parte de un grupo que me ha dejado expresarme como soy y descubrirme como persona, con el que he vivido experiencias maravillosas y otras que me han dejado al borde de las lágrimas, de las cuales me he llevado aprendizajes muy valiosos. Así que por esto, que me parece que no es poco, le quiero dar las gracias a esta maravillosa franquicia, la cual espero que me siga acompañando durante muchos años y me dé la oportunidad de seguir creciendo a su lado. Os quiero <3
 0  0  1  2  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#4
Para contribuir en este tema, diría que el appeal desde mi punto de vista comenzaron siendo las criaturas. Mi primer contacto con la franquicia fue a través del anime, donde no me importaba mucho lo que hacia Ash, podía morirse o salir, pero los monstruos seguían ahí. Un dragón no dragón que escupía fuego, un una cosa rara eléctrica, un cocodrilo, un chango de fuego, etc. He incluso los dibujaba, que me quedaban muy horribles, o los moldeaba con plastilina o con algún material similar, queriendo replicar esas criaturas, de hecho actualmente, a veces mis sobrinitos me pasan su plastilina para que les haga pokémon xD.
También estaban los juegos de cartas, que de ahí aprendí ingles junto a un amigo, la verdad jugábamos super mal el juego xD, pero se pasaba bien.
Ya entrando en el campo de los juegos, básicamente son entretenidos, y las criaturas siguen ahí, pero en ese medio también me fijaba en los personajes, a veces por su diseño, a veces por su personalidad o ambos. Cyrus, Sonia, Cynthia, Guzma, etc.
Tampoco hay que olvidar los productos, a parte de las cartas, como los peluches, juguetes y tal, apelando al coleccionismo que también el juego hace.
Estas leyendo esto persona que colecciona juguetes y peluches de pokémon, y voy a encontrarte.
En conclusión, MONSTRUOS Y WAIFUS PARA TODOS.
Yay, hice otra publicación.
                                       [Imagen: APTHhOg.jpg]
 0  0  0  0  0  0  1  0  0  0  0  0  0
Responder
#5
Podría decir que parte del "Appeal" es algo tan básico como haber pasado tanto tiempo con ellos...

Pero por decir algo más diria que: La capacidad/facilidad de generar recuerdos: Bien sea por el cierto componente de azar o por la "Re-jugabilidad", El probar distintos equipos, el que X pokemon te haga un critico o no, que el Linoone que metiste como esclavo MO te salve un combate, que el Psyduck que metiste en amarillo porque te hacía gracia en el anime te acabe evolucionado sorpresivamente sin saberlo, ir a enseñarle un ataque a tu Pokémon y sorprenderte de que Persian puede aprender Rayo. Ver un Tropius y entrenarlo hasta el nivel 100 para que evolucione ¡Por que tiene que evolucionar! para descubrir que no. Recuerdos más típicos de una época bañada en la niebla de la ignorancia, que por malo que pueda ser es mejor que una época donde la luz de la "verdad" te ciega y te quita las ilusiones.


Y quizás que pese a ser un mundo habitado de criaturas de grandes y mágicos poderes...Se siente un mundo bastante realista, no necesita de: 
https://graziamagazine.com/es/wp-content...=350%2C263

Para transmitir fantasía, o transmitir que quieras vivir allí ¿Eh Mario?¡Metete tus setas por donde amargan los pepinos!

Quizás sea la sensación de que no tienes que ser alguien especial para hacer tu viaje, por mucho que te lleven de la mano no te hacen creer que eres la reencarnación de tres mil años de Arceus y que solo tu puedes ganar la Liga. Quizás sea que por mucho Ultraente que o Eternatus que haya rondando se siente un mundo seguro y no lleno de bichos que intentan matarte.


O quizás, simplemente, es que es parte de nuestras vidas
 0  0  1  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder




Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)