Oneshot- AP El florecer de Lillie (Lillie X Ash)

ExtensiónOneshot
Extension larga
Franquicia
GéneroRomance
Resumen

Ash es un chico normal y corriente de Instituto, al contrario Lillie es la chica popular y la que todos desean, la vida de Ash cambiara cuando esta le pida ir a su casa.

#1
Amor en tiempos de primavera.
Esta es una serie de pequeños mini relatos en los cuales algunos personajes vivirán el romance escolar en la maravillosa región de Kalos. Seran divididos en One Shots que Inicaran con las iniciales AP
 
AP El florecer de Lillie (Lillie X Ash)
 
El aire se sentía realmente refrescante, en la ciudad de Novarte, siempre se caracterizó por ser un lugar tranquilo pero elegante, aunque no se compara a ciudad luminaria, capital de la región de Kalos, y allí me encontraba yo caminando hacia el instituto, podía ver a muchos estudiantes a mi alrededor, me llamo Ash y soy estudiante de primer año, han pasado cuatro meses desde que fui admitido en el prestigioso instituto New Horizon, la institución más prestigiosa en todo el mundo, La mayoría de los estudiantes son los hijos de las personas más influyentes del planeta, tuve suerte de haber logrado entrar por mis calificaciones y la carta de recomendación de una amiga de mi mamá.
 
— Hey, Ash estas muy distraído, te ocurre algo— dijo un chico alto de cabello negro, con unos audífonos y una gran sonrisa en su rostro.
— Buenos días, Max, no estoy distraído, solo pienso que el clima de hoy es muy relajante — le respondía,
 
Max, era uno de mis dos mejores amigos, lo conocí cuando empezamos la secundaria, él se había trasladado desde la región de Corelia, él es el hijo de dos famosos CEO’S de dos importantes empresas en el ámbito de la investigación Juniper Insdustries y Sycamore Entreprises, pero después que sus padres se divorciaran, fue enviado a vivir con sus abuelos ya que ninguno de sus padres parecía querer saber del otro, su abuelo materno decidió prepáralo en el arte de los negocios, dos años después por azares de la vida, su mamá se dio  cuenta de su talento y decidió quitarle el apellido Sycamore y que solo tuviera su apellido.
 
— Siempre me sales con excusas, pero te la pasare esta vez— me contesto riendo.
— Buenos días, Ash no le hagas caso a mi hermano — me dijo Rosa, la hermana menor de Max.
— No te preocupes, el solo lo hace para divertirme desde temprano — le conteste.
— Ya lo escuchaste hermanita, además esas no son tus amigas las que van delante de nosotros — dijo Max señalando un grupo de chicas.
— Si es cierto, nos vemos más tarde chicos— dijo ella alejándose, mientras su largo y lacio cabello se movía al compás de sus movimientos.
— Tu hermana ya ha crecido mucho, recuerdo cuando ella usaba ese extraño peinado de dos donas— le dije a mi amigo.
— Ni que me lo digas, no sé si ella le estaba haciendo tributo a la princesa Leia o tenia mal gusto de la moda — me respondía y al instante nos empezamos a reír.
 
Habíamos llegado, y tuvimos las clases sin ningún problema, faltaban 15 minutos para que se acabara la hora del almuerzo, decidí regresar a mi salón y podía ver como las chicas hablaban entre sí, por extraño que parezca todas las chicas son muy bonitas, no es de extrañar que de vez en cuando uno decida dar un vistazo rápido para contemplar su belleza, pero el único detalle es que ellas desean ser vistas por los chicos populares y no por chicos como yo, en ocasiones me gustaría ser uno de esos chicos.
Pensé que, si llegaba a entrar a esta escuela, podría tener suerte de conseguir una novia, por la gran cantidad de chicas lindas que hay aquí, pero salir con una chica es algo que solo les sucede a chicos populares. Llegué a mi salón y decidí sentarme en mi escritorio.
 
— Ojalá yo también tuviera una novia — dije cabizbajo mirando mi cuaderno de matemáticas.
— Oye, Ash — dijo alguien por el tono de su voz era una chica, decidí ver quien fue la persona que me llamo, y me quede embobado por la belleza que había al frente mío.
— Ahora mismo estás haciendo una cara muy chistosa, eso significa ¿Qué no quieres hablar conmigo? — dijo la chica, volteando su cabeza a un lado.
— Oh no es nada, dime que necesitas — le respondí, cambiando la expresión de mi cara y sentía como esta se estaba poniendo roja.
 
La chica que estaba al frente mío era Lillie, la chica más bonita de la clase, no del instituto y era la primera vez que me dirigía la palabra, vi como ella miraba de un lado hacia el otro, pendiente de que nadie la mirase, y se acercó a mi escritorio y nuestras caras estaban muy cerca.
 
— Ahora mismo estás viviendo solo, ¿no es así? — me susurro, podía oler y ver su cabello era hermoso, después de un segundo mi cerebro proceso la pregunta.
— ¿Cómo lo supiste? — le respondí un poco desorientado.
— Lo escuché por allí, pero ¿Por qué estás viviendo solo? — me respondió ella, en ese momento me puse a indagar y las únicas personas que sabían esa información eran mis mejores amigos Max y Gary y sé que ellos dos no lo dirían lo cual la única que era la posible culpable era la hermanita de Max.
— Mi mamá trabaja en la capital, tuvo un ascenso y le toco mudarse y tú sabes estar en este instituto es una oportunidad que no se puede desaprovechar — le respondí, todavía podía sentir mi cara ardiendo, al tener a esa chica tan cerca de mí.
— ¿Puedo ir a tu casa esta noche? — me pregunto, yo me sobresalte por la inesperada pregunta, y ella también se asustó — ¿Por qué gritas? ¿No quieres que vaya? — me cuestiono intrigada.
— No, no hay ningún problema— le respondí con una cara idiota y en ese instante entra la profesora Violeta de Biología.
— Eso es un sí, bien anota mi teléfono y me pasas la dirección, llegare como a las 8 — me dijo mientras regresaba a su puesto.
 
No preste atención a ninguna clase, después de lo que me sucedió estaba dándole muchas vueltas a mi cabeza, la razón por la cual ella me había pedido ese favor, talvez ella se había enamorado de mi por mi actitud tranquila ya que no soy como los otros chicos, tiene que ser eso, ya que muchos chicos la han invitado a salir, pero ella siempre los rechazo. Escuche el timbre y recogí mis cosas rápidamente y Salí del salón corriendo pude divisar a mis amigos, Max había alzado su mano para que lo pudiese ver, pero pase a sus lados y seguí corriendo sin detenerme.
 
— ¿Que le habrá pasado?, él nunca nos deja para regresar a casa, sabes algo Max — preguntaba el chico castaño al lado de el con una mirada desconcentrada.
— Gary yo creo que debía ir al baño, aunque es extraño la vez pasada nos dejó esperando una hora y media por la misma razón — le respondió Max.
— Es en serio, no le estará pasando nada — se cuestionaba Gary
— Yo que sé, no soy su niñera, además tú lo conoces muy bien, el evita meterse en problemas— le respondía Max, mientras se iba para su casa.
 
Llegue a mi casa, la ordene, limpie, podría ver hasta mi reflejo en el piso, tendí mi cama y me di un baño, escucho como mi celular suena y veo un mensaje de ella diciéndome que ya estaba por llegar, estaba muy emocionado, como si fuese un niño pequeño esperando su regalo de navidad, escuche el timbre y la vi, la bella Lillie con su largo y rubio cabello, su figura angelical y una gran maleta detrás de ella, espera una gran maleta. Porque tengo la impresión de que ella se acaba de escapar de casa. De todos modos, la invite a pasar, y le ayude a entrar sus cosas al pequeño apartamento. Me desilusione, pero a la vez me puse feliz porque de todos modos ella se quedará en mi casa y eso era algo que nunca llegue a imaginar. Vi como ella se acercó a la ventana y cerro las cortinas, no entendí por qué lo hizo, pero tampoco era algo que me molestara.
 
— ¿Dónde está el baño? — me pregunto, era cierto ella todavía tenía puesto su uniforme.
— Es la segunda puerta a la izquierda— le respondí con voz entrecortada y mi cara como un tomate.
 
Ella entro al baño, yo decidí llevar sus cosas al cuarto de mi madre ya que solo teníamos dos cuartos, ella salió tenía un top y short blanco y se había recogido su pelo en cola de caballo, después se sentó en el sofá y prendió el televisor, yo me pare y decidí ofrecerle algo de tomar, aunque quería preguntarle muchas cosas, no quería molestarla, pero estaba feliz porque estaba sentado cerca de una linda chica. Después de unos minutos ella se levantó, inferí que quería irse a dormir y la dirigí al cuarto donde ella se iba a quedar.
 
— ¿No estás enojado? Me he quedado en tu casa, sin previo aviso y de paso no somos muy unidos — dijo, con una cara que trataba de esconder sus preocupaciones.
— No te preocupes, no sé qué problemas tendrás, pero si puedo ayudarte lo hare con gusto y duerme bien— le respondí con una gran sonrisa, cerré la puerta y logre escuchar un eres muy amable, eso me alegro y me fui a dormir como nunca antes lo había hecho.
 
Al día siguiente me levante temprano y prepare el desayuno, no tenía mucho con que trabajar así que prepare unos huevos revueltos, un poco de salchichas y un pan, con jugo de baya meloc. Lillie se levantó después y le dije que, si quería irse a bañar antes ya que me demoraba en terminarlo, después me aliste yo, y nos dispusimos a desayunar juntos.
 
— Hacia mucho tiempo que no había tenido un desayuno como este, gracias Ash— me dijo con una gran sonrisa, que hizo que mi corazón se acelerara, estaba muy feliz que le hubiera gustado lo que le prepare.
 
Al finalizar nos preparamos y salimos juntos de casa para ir al instituto, me sentía el chico más afortunado del mundo, tanto que me parecía que el mundo había cambiado, me puse a pensar lo que los otros pensarían de nosotros, especialmente los chicos que están enamorados de Lillie, pero después recordé que también estaban muchos bravucones que también sienten lo mismo que yo hacia ella, me inquiete cuando escuche la voz del quien había llamado a Lillie.
 
— Lillie ¿Por qué ignoraste el mensaje que te mande? Te estuve esperando en el karaoke — pregunto Sun el bravucón del primer año, estaba muy aterrado así que aproveche que estaba distraídos para irme adelante y evitar un malentendido.
— Ya te había dicho que no me gustan esos lugares, hay mucha gente — le respondió de manera tranquila.
— Si fue por lo de la otra vez, no tenías por qué preocuparte, yo te dije que me encargaría — dijo un poco irritado.
— Tu ibas a empezar a pelearte y eso me da mucho miedo— le respondió, y ella se dio cuenta que me estaba alejando y grito — Ash, espérame — tanto Sun como yo teníamos una cara de no entender que acaba de pasar.
— Ash, buenos días, hoy te levantaste con el pie izquierdo o ¿qué? — dijo Max el cual puso su brazo encima de mi cuello, pero al rato se percató de quien iba a mi lado y solo la saludo moviendo su mano de un lado a otro y Lillie le regresa el saludo.
— Ash, no sabía que tenías novia, mucho gusto me llamo Rosa — dijo la hermana de Max, él le da una palmada en la cabeza y esta empieza a sobarse por donde le golpeo.
— Rosa, esas no son tus amigas, mejor ve con ellas — le dijo y esta solo le saca la lengua y se va, vimos como Lillie se rio un poco al ver la escena.
— Se llevan muy bien, ustedes tres— dijo con un poco de nostalgia se su tono de voz
— Se puede decir que si, aunque solo seamos hermanos por parte de mamá, llevamos una buena relación algo diferente con Alan — respondió un poco mosqueado cuando dijo el nombre de Alan.
— ¿Alan?, nunca había oído ese nombre — le dije, siempre pensé que teníamos confianza y sabia conocer todo de él.
— Alan, es el otro hijo de mi padre, tenemos la misma edad, pero apenas me enteré de su existencia, cuándo entre al instituto, la actual mujer de mi papa, tenía una relación con él cuando aún salía con mi madre, Alan nació 2 meses después de mí, descubrí que esa fue la razón del divorcio, después Rosa se enteró y quiso que nos lleváramos bien ya que éramos hermanos, pero no se dio como ella esperaba, él es muy petulante y ofendió a Rosa, y me recalenté, imagínate había ofendido a mi hermana y le revente la nariz, y el problema que se formó con las dos familias, y más cuando Cypres se enteró que no llevaba su apellido, pero que derecho tiene él de exigir cosas cuando nunca me dio nada. — nos dijo y sé que esas cosas sobre hermanos nunca las entenderé, pero al menos me complace saber que él me tiene confianza pada decirme esas cosas.
 
Llegamos a clases, transcurrieron normales, a la tercera hora tocaba educación física, nos pusieron a practicar Voleyball, podía notar que Lillie estaba apartada del grupo dándole de comer a un pequeño Vulpix, cuando algunas chicas estaban hablando cosas a sus espaldas. De que se creía una princesa, porque no aceptaba sus invitaciones a salir, o porque todos los chicos estaban locos por ella, hasta decían que ella se acostaba con hombres mayores por dinero, eso ultimo me enfado mucho, pero no podía decir nada, yo no conocía mucho de Lillie.
Al finalizar la clase empezó el primer receso, estaba en el salón buscando un poco de cambio para comprar un refresco, y de vez en cuando veía a Lillie con su celular, también miraba a Max que estaba jugando con su 3DS a un Fire Emblem, cuando de repente alguien pone su mano en mi hombro y noto que era Sun.
 
— Sígueme, necesitamos que hablar — dijo, con un tono de pocos amigos.
— Esta bien, ya voy — le respondí con un poco de temor, mientras salía del salón, no supe que paso, pero vi como Max se acercaba a Lillie.
— Lillie, necesitamos hablar — le escuche decir y ella solo asentido con la cabeza.
 
Sun me había llevado hacia la parte de atrás del bloque, me estaba muriendo del susto, sabía que él había dejado muy malherido a un chico solo por mirarlo mal.
 
— Oye, ¿Por qué has venido a la escuela con Lillie? — me hizo la pregunta, estaba muy asustado, pero debía darle la respuesta por que podía ser peor.
— Estamos en el mismo salón, esa es la razón — le respondí intentando no trabarme por el miedo, después el solo suspiro, así que solamente era eso pensé, grave error.
— Pero cuando paso eso, tú te estabas burlando de mí no, hijo de puta — dijo, cuando empezó a golpearme, aunque le dijese que no él seguía golpeándome.
 
Mientras tanto en el salón, Lillie y Max estaban hablando.
 
— Ya Ash sabe la razón por la ¿cuál te fuiste de tu casa? — dijo Max con un tono tranquilo pero directo.
— No le he dicho, realmente es un chico muy bueno — le respondió Lillie con tranquilidad, pero un poco inquieta.
— Yo conozco a Ash por mucho tiempo, pero no puedes aprovecharte de una persona por eso, ahora me preocupa lo que le llegue hacer Sun, así que me ayudaras a buscarlo — dijo, mientras se paraba de la silla, le hizo un gesto a Lillie para que saliera y luego se acercó a donde Skyla,
— Skyla, te puedo pedir un favor — dijo Max a la chica, la cual fue tomada desprevenida y tenía un leve rubor en sus mejillas.
— ¿Cuál sería? — pregunto la chica, intentando disimular su enrojecimiento.
— Si por si acaso el profesor llega antes, le avises que Lillie y yo estamos buscando a Ash, creo que puede que esté en problemas — le dijo seriamente.
— Pero no sería mejor que yo los acompañase a buscar, después de todo soy la representante de la clase — le respondió un poco celosa, por que saldría fuera del salón con Lillie.
— No tienes por qué, preocuparte, …. pero pensándolo bien creo que tienes razón será necesaria tu ayuda, lleva tu celular. — le dijo, mientras la cogía de la mano, la chica estaba en las nubes y roja como un tomate.
 
Yo seguía recibiendo una Paliza, por parte de Sun, y él seguía diciendo que yo me había reído de él y yo le decía que no era así, cuando oímos un Flash y volteamos y allí estaban Skyla, Max y Lillie, Max le indica a la representante de curso que se fuera porque ya tenían la prueba y ella le obedece.
 
— Para por favor — dijo Lilie
— Oye, realmente no entiendo nada ¿qué haces con ese chico, acaso te gusta? — dijo Sun, dejando de golpearme.
— Si, me gusta más él, que un perdedor como tú, que solo te desquitas con las personas por que fuiste rechazado o no hacen lo que quieres, piensas que pelearte con la gente te hace ser cool, pero es todo lo contrario, un idiota es lo que pareces — le dijo, mientras me cogía de la mano, empecé a sentir como mi cara se enrojecía por sentir la calidez de su mano.
Sun intento atraparme, pero Max interfirió, y le doblo el brazo y lo empujó hacia la pared. Max estaba enojado, lo podía ver en sus ojos, el llevaba mucho tiempo sin mostrar esa actitud, pero solo pude ver cuando le dijo que si él me llegaba hacer algo le iría muy mal. Después de un largo trayecto Lillie me suelta y se disculpa, yo le digo que no le preste atención y sale corriendo dirigiéndose al bloque.
— Puede ser que solamente lo dijo, para molestarlo y ella piense que soy un perdedor — dije en voz baja, pero Max pone su mano en mi hombro
— No eres un perdedor, amigo mío, solo una buena persona, y a veces las personas no son fáciles de leer— me dijo mientras yo lo seguía para ir al salón.
 
Al finalizar las clases empaque mis cosas no sabías, si irme junto con Lillie o adelantarme para evitar cualquier sospecha, también podía decirle a Max que me acompañe a casa como siempre hacemos. Pero fui detenido de mi hombro por Lillie,
— Entonces Ash, nos vamos a casa. — me dijo y me sentía como el hombre más feliz en el mundo, me despedí de Max quien se encontraba detrás mío y divisé a Gary del cual también me despedí.
— Hombre estabas aquí, no te había visto, quieres ir a la cafetería tengo hambre, hey Skyla todavía estas aquí acompáñanos — dijo Max mientras le ponía la mano en el hombro a Gary y después se acercaba a la chica y la jalaba de la mano a camino de la cafetería.
— Me puedes decir que está pasando — cuestiono Gary viendo como sus amigos se iban, por lados diferentes.
— Gary que esperas vienes o no — dijo Max a la lejanía y Gary decide seguirlo.
 
Ellos llegaron a la cafetería, a pesar de que la mayoría de los estudiantes se habían ido, todavía quedaban los que pertenecían a algún club, podía ser futbol, baloncesto, Karate y hasta el de Literatura en el cual la presidente era una chica llamada Monika. Los tres se sentaron en una mesa que se encontraba cerca de los encargados de la cafetería.
 
— Dime Skyla, ¿qué quieres comer? — pregunta Max a la chica con una sonrisa en su rostro.
— No, no tienes por qué preocuparte — dijo la chica tímidamente y con un leve enrojecimiento en su cara.
— No, aceptare un no como respuesta, además esto sería como una forma de agradecimiento por ayudarme el día de hoy — dijo Max mientras la miraba a los ojos.
— Esta bien, será una Crêpe Luminaria y un jugo — le respondió Skyla, desviando la mirada.
— Así me gusta, y tu Gary te apetece algo — dijo Max ahora mirando a Gary.
— No te preocupes, yo te acompaño — dijo Gary, mientras se levantaba de su silla y se iba hacer la fila.
 
La fila no era tan larga, lo cual le permitió a Gary poder indagar un poco sobre la actitud de su amigo, especialmente por la persona con la que salió acompañado.
 
— Hey, Max ¿desde cuándo Ash es muy amigo de Lillie? — decía Gary mientras miraba a su amigo.
— No hace mucho, creo que, desde ayer, los vi conversar juntos después del almuerzo y hoy los vi que llegaron y se fueron juntos — dijo Max, a la vez terminaba de recibir los alimentos que habían pedido.
— Me preocupa, es por los rumores que dicen sobre ella, eso también puede afectar la imagen de Ash — dijo Gary mientras abría una bolsa de papas e iba a sentarse cuando es detenido por Max.
— Gary, no crees que se te hace tarde para ir a tu club de fotografía, además serias un estúpido si te pones a creer esos rumores — dijo Max y Gary noto el cambio en su mirada, algo que Max odiaba en todo momento era las difamaciones.
— Bueno me voy, pero aun así no estoy tranquilo — dijo Gary mientras salía de la cafetería.
— Paso algo, acaso les incomodo — se cuestionaba Skyla, por lo que había pasado recientemente.
— No te preocupes por eso, mira aquí tienes lo que me pediste — dijo Max entregándole su Crêpe y un jugo, ellos empezaron a comer y charlaban de algunas cosas.
 
Mientras tanto, yo me encontraba en el distrito comercial, acompañado de Lillie, lo cual me hacía sentir como el hombre con más suerte en el mundo, ella me jala del brazo para entrar a un supermercado y comprar algunos vivieres para hacer la cena.
 
— Te gusta la Milanesa de Torchic — dijo Lillie mientras me mostraba una bandeja de tres porciones.
— Si, aunque como lo supiste — le respondí un poco atónito, al saber que ella sabía más de mí que yo de ella.
— Me dio la impresión — me respondió con una sonrisa, la cual yo solo me quede embobado.
 
Decidimos pagar por lo que habíamos comprado y llegar a casa, después de poner las bolsas en la cocina, me preparaba para cocinar, pero fui detenido.
 
— No te preocupes, yo me encargo, si quieres puedes ver la televisión o irte a cambiar no me demoro — me dijo con una sonrisa, que yo solamente asentí, me senté en el sofá y decido ponerme a ver un poco de televisión, está muy feliz ya que una linda chica me iba a preparar algo para comer. Ella me llamo y preparo la mesa, nos sentamos y comimos, realmente Lillie cocinaba muy sabroso o solamente era mi cerebro que estaba muy emocionado porque lo ella lo había hecho.
— ¿Te gusto? — me pregunto un poco entusiasmada.
— Si me gusto, realmente me encanto — le respondí dándole una gran sonrisa, pude ver que ella también sonrió, y dio un pequeño vistazo a la ventana para después bajar la mirada, no entendí por qué lo hizo. — Estaba muy delicioso, no pensé que se te diera muy bien cocinar— le dije después y pude ver como su mirada cambio.
— Ash dime, ¿Qué clase de personas crees que parezco? — me pregunto, sabia de los rumores que rondaban en la escuela, pero realmente no estaba muy seguro la Lillie que ha estado conmigo estos días no es la misma la cual yo pensaba en el instituto, aclaré las ideas de mi mente y me dispuse a responder.
— Realmente Lillie, pienso que eres una persona confiable, introvertida, que se preocupa de los demás, buena cocinera y además eres linda, vaya es muy tarde, yo me encargo de esto, mejor ve a alistarte para que puedas dormir bien— le dije con una sonrisa, mientras recogía los platos, ella se levantó en silencio, pero me pareció lograr ver una sonrisa en su rostro mientras se iba a su cuarto.
Al día siguiente, Gary se encontraba caminando para ir al instituto mientras tomaba fotos a algunas flores o pokemon que veía en el camino, después de tomarle la foto a un pequeño Pichu, logra divisar a su amigo.
— Oye Ash, que milagro verte tan temprano — dijo Gary mientras se apoyaba a su brazo en el hombro de su amigo, divisa a Lillie.
— Lillie, él es Gary mi mejor amigo desde pequeño, Gary ella es Lillie una compañera de clases — dijo Ash mientras los presentaba.
 — Mucho gusto — dijo Lillie mirando a Gary, y este solo acento la cabeza.
— Bueno me adelanto, Ash debemos hacer una noche de videojuegos como en el pasado — me dijo mientras se adelantaba.
— Me dio la impresión de que a tu amigo no le caigo bien — dijo Lillie mientras bajaba la mirada.
— No creo que sea eso, Gary es solo muy tímido — le respondí para reconfortarla.
— Hola, alguien se murió, para que tengan esas caras tristes — dijo Max mientras se nos acercaba.
— No es nada por cierto ya terminaste el Fire Emblem — le pregunte, solo para cambiar el tema.
— Ojalá, estoy en el dilema de si casarme con Sakura o Hinoka, Hinoka porque tiene más poder, pero Sakura es muy Kawai — me respondió, mientras ponía sus manos en su cabello y empezaba a revolvérselo por no saber qué hacer, Lillie y yo nos empezamos a reír, me dio la impresión de que Max había hecho eso apropósito para cambiar el estado de ánimo que teníamos.
 
Mientras tanto en el salón de Gary, se había sentado en su escritorio, había algunas chicas mirando por la ventana, como estaban entrando el resto de los estudiantes.
 
— Mira allí llega la princesa Lillie, parece que eligió a un idiota para salir con ella — dijo una de las chicas.
— Seguro que ya no tiene dinero, porque los viejos con los que andaba se cansaron de ella y esta tan desesperada para salir con ese perdedor — le responde la otra chica.
 
Ya es suficiente se escuchó decir por Sun, quien había pateado su escritorio y se disponía a salir del salón, Gary decide seguirlo, pensaba que podría hacerle daño a Ash.
 
— Voy a darle la golpiza de su vida a ese idiota, la cual le hará no querer volver — decía, pero es detenido por el brazo de Gary.
— Hey Sun que piensas hacer — le decía mientras le retenía.
— No es de tu incumbencia déjame en paz — responde Sun intentándose zafar del agarre de Gary.
— Si es de mi incumbencia, porque si le hace algo a mi mejor amigo, tu estarás muerto — le dice con una mirada demostrando su enojo.
— ¿Qué te pasa? — responde Sun logrando soltarse, pero choca con una persona.
— Hola Gary, algún problema — dijo Max mirando a su amigo
— Yo no tengo ningún problema, es Sun el que tiene el problema con Ash — le responde.
— Parece que no fui muy claro la vez pasada que hablamos, le llegas hacer algo a Ash te ira muy mal — dijo Max agarrando del cuello a Sun.
— Asumamos que no ha pasado nada, no lo crees — dijo Gary, mientras ponía una mano en el hombro de Sun, este decide irse caminando.
— Ok, problema resuelto, me regreso a mi salón, no quiero que el profesor Magno me regañe por llegar tarde — dijo Max retirándose.
— Realmente no me gusta que Ash, este con esa chica Lillie, trae muchos problemas — dice Gary, mirando a Max.
— Gary, tú me conoces muy bien y sabes que odio cuando alguien perjudica la imagen de una persona solo por un rumor, así que no cometas un error del cual te puedas arrepentir. — le responde Max con una mirada que Gary no había mirado por muchos años.
 
El día de hoy transcurrió sin ninguna anomalía, al finalizar Lillie y yo decidimos regresar a casa, pero en el camino ella recibió un mensaje y decide irse ya que debía arreglar ese problema. No comprendía lo que hablaba, pero no intente inferir.
Mientras tanto en el instituto Gary, estaba saliendo de su club de Fotografía, cuando es interceptado por una chica que está en su club.
 
— Hola Gary, te vi muy pensativo el día de hoy — le dice la chica que estaba un poco sonrojada.
— No es nada de que te tengas que preocupar, Misty, pero te puedo hacer una pregunta — le dice Gary.
— Claro sin ningún problema — le dice la chica que estaba un poco sonrojada.
— Conoces a Lillie, de la clase A — dice Gary con pesadez mientras mira su cámara.
— No realmente, ella siempre es reservada, será que sientes algo por ella — le responde con un ligero tono de celos.
— No realmente, me preocupa mi amigo Ash, últimamente pasa mucho tiempo con ella — le responde sin percatarse del cambio de personalidad de la chica.
— Eso si me he dado cuenta, además he escuchado los rumores sobre ella, pero lo que no entiendo es la razón por la cual un chico genial como tu es amigo de un perdedor como el — le dice la chica mientras posaba su mano en la barbilla.
— Ash, siempre ha sido mi mejor amigo desde la primaria, el realmente muestra lo que es un verdadero amigo, nunca lo abandonaría y esa es la razón por la cual estoy preocupado — le dice a la chica y esta empieza a entenderlo.
— No te preocupes te ayudare a conseguir información, para que estés tranquilo — le dice la chica mientras se despide de este.
 
En el distrito comercial de ciudad Novarte, las calles siguen con afluencia de gente, Misty seguía su recorrido, pensaba si comprar un emparedado o una galleta volcarona para amortiguar el hambre hasta llegar a su casa, se había demorado bastante, estaba emocionada de poder ayudar a Gary, y saber que no sentía nada por la chica rubia, cuando llegaba a la parada de autobús, logro divisar una imagen, rápidamente saco su cámara, enfoca bien su Angulo y le hace un zoom para que se lograra divisar bien la escena y toma la foto, había sacado la prueba que Gary tanto deseaba.
 
Yo realmente me estaba preocupado, Lillie no había llegado, eran casi las 9 de la noche, le había preparado la cena y la había puesto en el microondas, me encontraba sentado en la sala intentando ver la nueva película de Diantha, pero mis preocupaciones no paraban, estaba muy preocupado de que le hubiese pasado algo, realmente ella era una chica realmente hermosa, que atrae la mirada de todos, cuando ya me preparaba para salir a buscarla, ella abre la puerta, me levanto y le di un abrazo después de dos segundos me doy cuenta de lo que hice y decide sepárame, ella trata de recomponer su postura.
 
— Aquí tienes, el alquiler — me dice entregándome unos billetes.
— Que haces, no puedo recibir esto, tú lo necesitas más que yo — le digo intentando devolver el dinero, pero ella me lo rechaza.
— Por favor recíbelo, me sentiría muy mal, estar aquí y no apoyar en algo — me dijo mientras me da una gran sonrisa que hace que mi corazón se mueva a más de mil, ella decide irse a dar una ducha, y yo decidí mirar mi celular, me di cuenta que habían creado un grupo, lo primero que vi fue que Lillie no estaba, pero después empecé a leer los mensajes y realmente me sentía furioso de cómo estaban hablando de ella, cuando de repente veo una foto, Lillie recibiendo el dinero de otro chico, no lo podía creer, eran cierto los rumores, pero lo que me sorprendió fue lo que dijo una chica llamada Dawn del curso de Gary.
— Realmente no me interesa lo que está pasando, pero puede que hay una probabilidad del 70% que la persona que está en la foto sea un familiar de la chica, ambos poseen el mismo color de pelo y algunas otras similitudes —  escribió ella y era seguida de nuestra representante de clases apoyando la teoría, poco a poco muchas personas empezaban a dividirse de si era verdad los rumores o que la foto fue sacada de Contexto.
Realmente no sabía que pensar, Lillie no era esa clase de persona, pero aun así debía conocer la razón por la cual, ella se había escapado de casa, y el contexto de la foto. Pero en ese instante, alguien llama a la puerta, decido abrir y es Gary, el cual entra.
— Vistes lo del grupo, Ash, ya sabes cómo es Lillie realmente, creo que es necesario que no te vuelvas a acercar a ella — me dijo, yo realmente me enojé y le di un puño en la cara, y este se cayó al suelo.
— Se puede saber ¿qué está pasando aquí? — le dice la rubia que salía del baño.
— Ash que hace esta chica aquí en tu casa — dijo Gary señalando a Lillie.
— Creo que todos necesitamos, explicaciones así porque no nos sentamos y arreglamos el malentendido — dije a los dos mientras le señalaba el sofá.
— No crees que es necesario llamar a Max, para que esté al tanto de la situación, le prometí que tu amigo no se diera cuenta de que yo estaba aquí — dijo Lillie mientras estaba sentada abrazando sus piernas.
— Espera, Max sabia de esto — me dijo Gary mirándome con indignación.
— Yo apenas me acabo de enterar que él sabía, lo llamare para ver, pero Lillie me puedes decir por qué Max sabia de que estabas quedándote en mi casa — dije mientras, llamaba a Max, pero en mi mochila podía oír otro celular, al abrirla encuentro el celular de mi amigo.
— Ahora tu qué haces con el celular de Max, — me dijo mientras se rascaba la cabeza.
— Eso no es lo impórtate, Lillie necesito que me digas todo, la razón en la que tu decidiste irte de tu casa, pero también me expliques esta foto, y antes que digas algo creo en ti no importa lo que sea — le dije con una sonrisa en mi rostro.
— Esta bien, es lo correcto de todos modos tú me ayudaste sin negarte, todo comenzó cuando mi padre desapareció sin ninguna explicación, mi mamá perdió la compostura, cada vez que le daba un ataque me escondía en mi cuarto y veía desde mi ventana, como era la convivencia de Ash con su mamá, realmente quería experimentar eso otra vez, el año pasado mi hermano decidió irse de la casa lo cual fue un tormento, estar cerca de ella, hasta que me di cuenta que vivías solo y pensé que era mi oportunidad de salir de ese infierno en el cual yo vivía, el chico que aparece en la foto es mi hermano Gladio, como puedes ver en esta foto que me tome con él hoy mismo — ella nos respondió cuando nos pasaba el celular.
Yo solo hice fue abrazarla, pude sentir sus lágrimas sobre mi pecho, yo la consolaba diciendo que no tenía nada de qué preocuparse que yo estaría allí para apoyarla y defenderla, ella estuvo así hasta que finalmente quedó dormida, la levante y la lleve al cuarto de mi madre.
— Entonces eso explica casi todo, realmente parecí un idiota — me dijo Gary, mientras bajaba la cabeza.
— No te preocupes, mañana va ser un día complicado, debemos buscar la manera de arreglar la imagen de Lillie — le dije, mostrando mi puño para que él lo chocara.
— Cuentas con mi ayuda, y seguro que también con la de Max, hey ya es muy tarde crees que pueda quedarme aquí esta noche —  me responde un poco apenado por la hora.
— No te preocupes, al menos tenemos la misma talla, te prestare un uniforme — le dije mientras me retiraba a mi habitación para ir a dormir.
 
A la mañana siguiente los tres salimos de mi apartamento, pude notar a Lillie nerviosa por lo que podía pasar en la escuela, así que yo la tomé de la mano para reconfortarla y que se diera cuenta que no estaba sola, seguido de Gary que puso su mano en su hombro y nos dispusimos a ir a enfrentarnos a todos los que se nos pusieran en el camino. Todo paso con normalidad, a la hora del primer receso, le entregue el celular a Max y le explique la situación, él me dijo que me ayudaría a arreglar la situación con los compañeros del Salón, y yo me dispuse a acompañar a Lillie a todo lugar para evitar algún problema, solo que ahora ella debía entrar al baño y yo no podía entrar allí, así que decidí esperarla afuera. Pude ver como un grupo de chicas estaban hablando de ella y me preocupe que le hicieran algo intente detenerlas, pero alguien, me jalo del hombro era Sun, quien me estaba arrastrando hacia la parte trasera del Instituto.
— Dime idiota, ¿Cuánto le pagaste para que estuviera contigo? — me dijo con una sonrisa aterradora, pero yo no me iba a dejar intimidar de él.
— Lillie nunca haría algo como eso, así que deja de perder el tiempo y déjanos en paz — le respondí intentándome zafar de él.
— Así que me saliste contestón maldito idiota, te vas a arrepentir por eso — me dijo mientas empezaba a golpearme.
 
En el baño de las chicas, un grupo de estudiantes habían encontrado una manguera, y la abrieron, la colocaron en el cubículo en el cual se encontraba Lillie y lo dejaron allí, se empezaron a reír, hasta que escucharon un Flash y vieron a dos Misty y Skyla registrando todo lo que había sucedido, ellas sintieron miedo y decidieron salir corriendo.
— Estas bien, permíteme debemos cambiarte el universo, antes de que te resfríes — le dijo Skyla mientras le pasaba una toalla, mientras salían del baño.
— Han visto a Ash, él me estaba esperando afuera — dijo Lillie mientras miraba de un lado al otro.
— Lo siento, pero no vimos a nadie aquí— le respondió Misty, un poco confundida.
Lillie salió corriendo hacia su salón y las chicas la siguieron, ella al llegar no vio a Ash en el salón y decidió buscarlo en todo lugar, pero no lo encontraba, lo intentaba llamar, pero no respondía, pero sonó la campana y Skyla decidió cogerla del brazo
— Debemos regresar quien quita y ya esté en el salón — le dijo la chica para que recapacitara.
— ella tiene razón, no podemos llegar tarde, además si empiezas a faltar a clases dañaras más tu imagen después de que Max les explicara a todos que el chico era tu hermano hay muchas personas que aun sospechan, no debes darles la razón a esas personas — le dijo Misty, mientras le sobaba la espalda para que fuera con ellas al salon.
Llegaron al salón, cada uno decidió sentarse en su lugar, pero Lillie se encontraba muy intranquila Ash, nada que llegaba, miraba cada 3 minutos a la puerta esperando que el entrase, pero todo era en vano la puerta seguía sin moverse, en cuanto en la clase B, Sun rempentinamente abre la puerta y se va a su lugar, el maestro le llama la atención y el solo dice que estaba en el baño. Pero todos los estudiantes empezaron a susurrar.
— Si claro, realmente vi como el arrastraba a un pobre infeliz, seguro le dio una paliza — decía Barry a su amigo Lucas.
— Shhh, cállate quieres ser su próxima víctima, además este tema estará en el examen de la próxima semana — le responde Lucas mientas intentaba comprender el tema.
Gary se encontraba detrás de ellos, y empezó a preocuparse, miraba de vez en cuando a Sun y este seguía con su mirada de pocos amigos, la clase pasaban lento, se sentía como una eternidad, cuando las dos horas habían pasado y comenzaba la hora del almuerzo tanto Gary como Lillie salieron disparados en busca de Ash. Gary hiendo en dirección al salón de la clase A cuando encuentra a Lillie en el camino.
— Lillie, ahora mismo iba a verlos a ustedes — dijo el chico un poco agitado por la carrerilla que dio.
— Gary, Ash está desaparecido, no entro a clases y lo he buscado en todas partes — le responde la chica rubia con lágrimas en los ojos, el chico solo le da un abrazo confróntate para que se calmase.
— Cálmate, todo irá bien, lo encontraremos — le dice el chico cuando en ese mismo instante recibe una llamada de Max y contesta.
— Hola, Gary ven a la parte trasera del instituto ya encontré a Ash y realmente necesitare tu ayuda — le dijo mientras colgaba la llamada.
— Sígueme — le dijo a Lillie mientras salía corriendo y ella iba detrás de él.
 
Ellos llegaron al poco tiempo y pudieron ver a Max de pie al lado mío, realmente estaba fatal, me dolía mucho la cara, los brazos y el torso, sabía que Sun era muy fuerte pero nunca pensé que lo fuera tanto, al menos Max me confrontaba diciéndome que no me fue tan mal como a otras de sus víctimas, y que ese look demacrado me quedaba bien, sabía que lo decía solo para controlar su rabia y darme un poco de ánimo, cuando veo que llegan Gary y Lillie, y ella decide acercarse a mi para verificar mi estado, pude ver como sus lágrimas recorrían sus mejillas y yo solo me dedique a secárselas.
 
— No, llores, eso opaca tu belleza, además pensé que sería buena idea no entrar a clases con este estado. — les dije a todos, podía ver la cara de preocupación de Lillie y las miradas de enojo que tenían mis amigos.
— Debemos ir a la enfermería, para que te curen las heridas — me dice Lillie, mientras me toma del brazo.
— No creo que sea buena idea, la enfermería podría sospechar que Lillie se escapó de casa, además de informarle a la mamá de Ash — dice Gary mientras me da una vuelta y se retira.
— Mejor váyanse a casa, yo me encargare de llevar sus cosas no se preocupen, y me encargare de Gary, pero solo no los quiero ver aquí el día de hoy — me dijo, mientras me daba un poco de dinero para que cogiéramos un taxi y lo vi alejarse.
Realmente estaba preocupado, por lo que podría pasar, pero Lillie me movía para irnos de allí, mientras que, en el salón de Gary, todos estaban en sus puestos hablando de sus cosas y Sun estaba revisando su celular, en ese instante llega Gary y le da una patada en la cara.
— ¿Que carajos te pasa? — dice Sun, intentando tocarse la cara, pero seguía siendo golpeando por Gary
— Ya te habíamos dicho que no tocaras a Ash — dice Gary mientras seguía dándole golpes a Sun, su cara se habría trasformado, Max había llegado al salón mientras mandaba un mensaje por su celular y solo se puso en una de las puertas, y dos chicas se habían parado para avisar a los profesores.
— Adonde creen que van, se me vuelven a sentar en este mismo instante — dice Max con un tono autoritario, las chicas por el susto se asustan y regresan a sus lugares, — Bien, espero que todos me escuchen a partir de ahora, si vuelvo a escuchar a alguien decir un rumor sobre Lillie les va a pasar lo mismo que a Sun, mejor revisen sus celulares — cuando termino de hablar solo se acercó a donde estaba Gary, lo retira del bravucón y lo toma por la cabeza — Ya es suficiente, ahora vas a recoger tus cosas y te me vas también a tu casa y no quiero peros — le dice, Gary asiente y coge sus cosas y se va, él logra ver a Alan y después se retira del salón.
 
Mientras eso pasaba en el colegio, Lillie y yo apenas llegábamos a casa, ella decidió tomar el kit de primeros auxilios y me ayudo con las heridas yo solo reaccionaba por el ardor del contacto del alcohol con la herida, ella termino y decide colocar el kit en su lugar. Yo solo la baje la mirada.
 
— Ahora creo que piensas, que soy un perdedor verdad — dije pensando que no me escucharía, pero pude ver sus pies al frente mío.
— No creo que seas un perdedor, yo pienso que eres una persona muy amable, desinteresada, que ayuda a las personas sin importar lo que les sucede, y eres lindo, realmente lo siento por meterte en problemas, así que creo que lo mejor será que me vaya — me dijo mientras se iba a parar yo la detuve del brazo.
— No puedo dejarte ir, ya que este es nuestro hogar, Lillie me gustas desde hace mucho tiempo, me entristece cada vez que te veo llorar, me alegro cada vez que te veo sonreír, realmente me he acostumbrado a todos esos pequeños detalles que tienes que realmente me sentiría solo, si tú te vas así que por favor Lillie no te vayas, no me interesa si no sientes lo mismo que yo, pero no puedo quedarme tranquilo sin saber que estarás bien — dije sin soltarla del brazo.
Todo a mi alrededor daba vueltas, sentía como la adrenalina recorría mi cuerpo, Lillie se quedó en silencio unos segundos después se volteo con una gran sonrisa mientras lagrimas le recorrían su bello y angelical rostro.
— Ash, eres un idiota en algunas ocasiones, pero eso parece ser parte de tu encanto, tú también me gustas, realmente me has cambiado mucho desde que llegué aquí y gracias por estar a mi lado — me dijo, estaba muy feliz y no pude contenerme y le di un beso, un gran beso que tanto deseaba y que ella me correspondió poniendo sus brazos sobre mi cuello.
Han pasado una semana desde que Lillie y yo empezamos a salir, todo en la escuela se había arreglado, Sun dejo meterse con nosotros, los rumores sobre Lillie se han disipado, y volvimos a tener una vida de paz y tranquilidad, el día de hoy me encuentro con mis amigos para ir al karaoke, para así poco a poco ayudar a Lillie a calmar sus miedos, será un largo camino, pero sé que lo lograremos porque tengo a una linda chica que realmente me quiere como soy.
— Ash, tengo algo en la cara o en mi cabello — me dice Lillie, mientras se pone a revisarse.
— No es nada de eso, solo admiraba tu belleza, me siento el chico más afortunado en el mundo — le dije mientras le acariciaba el rostro.
— Ash eres un tonto — me dijo mientras me daba un tierno beso.
Asi estuvimos un rato hasta que entramos al lugar, mientras Max y Gary estaban detrás de nosotros.
— Ay qué bello es el amor, el amor heterosexual — dijo Max cuando en ese instante empieza a sonar Fooled Around and Fell in Love
 
But then I fooled around and fell in love
I fooled around and fell in love, yes I did
I fooled around and fell in love
I fooled around and fell in love
— De donde salió esa música — dijo Gary desorientado buscando la dirección donde prevenia la musica.
— No te preocupes es una referencia para el lector — dijo Max entrando al karaoke.
— Cual lector de que estas hablando, hey no me deje hablando solo — dijo Gary siguiendo a Max al karaoke.
 
FIN
 
Notas del Autor:
-Espero que les guste esta historia, realmente me fue un poco complicado ya que el romance no es mi fuerte.
-La siguiente historia es un Lucas X Dawn,
-Espero que encuentren las referencias y en las otras historias pueden que haya más.
- Me disculpo de antemano de que la historia sea muy larga pero no quería partirla en dos partes.
- Espero sus comentarios y sugerencias para seguir mejorando.
 0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#2
[font]No esta mal para ser tu primera vez incursionando en este tipo de historias autoconclusivas. No suelo ser muy fan del romance, pero decidí echarmelo para ver en que te podía ayudar. Aparte de algunos errores de redacción, sobre todo de puntuación, la narración en sí creo que se hubiera beneficiado de ser más detallada y más pausada en ciertos momentos. Por ejemplo, todas las agresiones en el fic las siento muy banales y gratuitas y no tienen el impacto que deberían tener. Por ejemplo, cuando el Sun le mete una paliza a Ash, en vez de decir simplemente que lo empezó a golpear, puedes dedicarle los parráfos que se merece una acción tan dramática como esa, porque narrado así parece que nomas le daba coscorrones de nada y la escena se siente inconsecuente.

Sobre la historia en sí, esta bien, aunque pudo ser mejor. La resolución del conflicto no me terminó de convencer y que Misty ayudé al baño en el Lillie después que ella fuera la que provocó el problema. Supongo que rectificó al igual que Gary, pero me hubiera gustado que ahondaras más en ese aspecto.

Aun así, no te desanimes, vas bien. Si nunca te animas a escribir, nunca vas a mejorar. Sigue así y verás como podrás ser mejor.

Saludos.
[/font]
[Imagen: FsUUXVs.png]
 0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder
#3
Salió bien siendo sincero. Ash en particular fue buen personaje con la forma en que manejaste su madurez, especialmente cuando convence a sus amigos de mejor discutir el secreto de Lillie debidamente y evitar que las cosas escalen demasiado. Gary y Max también terminaron gustándome por la clase de buenos amigos que fueron.
Rompe mi armadura si quieres. Al final, terminarás arrepintiéndote de hacerlo...
[Imagen: IIhG3l7.gif]
 0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0  0
Responder




Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)
task